Las sanciones aprobadas por el presidente de Rusia, Vladimir Putin; la depreciación del rublo o la solicitud de las autoridades a los funcionarios rusos de que no pasen sus vacaciones en el extranjero sino en destinos del país no han hecho mella, por el momento, en el número de viajeros de esta nacionalidad que han llegado a la provincia malagueña, que ha registrado este año un 17 por ciento más de turistas a través del aeropuerto de Málaga-Costa del Sol.

Así, hasta agosto, han llegado a través del aeródromo malagueño 42.861 turistas rusos, frente a los 36.610 del mismo periodo del año anterior, según los datos aportados a Europa Press por el Patronato de Turismo Málaga-Costa del Sol.

Estos números contrastan con la caída que desde el pasado mayo se ha producido en el conjunto del país. Además, la demanda de turistas rusos en España podría contraerse entre un 35 y un 40 por ciento en el conjunto del año, tras reducirse las reservas previstas para el pasado verano.

En un informe de la Oficina Española de Turismo (OET) en Moscú, dado a conocer en la pasada edición de la Feria Internacional de Turismo (Fitur) de Madrid, ya se aludía a la alta volatilidad de su economía, al ser un mercado "en pleno proceso de cambio y desarrollo donde la inestabilidad es también mayor que en otros destinos".

En dicho estudio se destacaba el incremento notable que hubo en 2013 en la expedición de visados hacia España en Rusia, especialmente en los consulados de San Petersburgo y Moscú; y también que era el emisor que más crecía en Europa en términos absolutos, siendo el turismo una industria en expansión; de hecho, se considera un fenómeno nuevo en este país en los últimos 20 años.

Semana rusa en la costa del sol

Precisamente, en la Costa del Sol se celebra, desde el pasado 8 de octubre y hasta este domingo, la Semana Rusa, un evento en el que se dan cita empresarios, editores, periodistas rusos, etcétera. Así, el Patronato de Turismo ha colaborado en esta cita que organiza Comunicaciones Rusas en España desde hace una década.

Se ha atendido a un grupo de 40 profesionales tanto de Rusia como de los países de la Comunidad de Estados Independientes con el objetivo de promocionar el destino Costa del Sol, su diversidad y oferta, ante un visitante como el ruso, que sigue teniendo un gran potencial para el destino malagueño.

En estos días han tenido lugar diversas actividades como exposiciones, presentaciones, cenas de gala, conciertos de artistas rusos y españoles, concursos, etcétera. A este grupo se les elaboró una agenda de trabajo para conocer, entre otros, Málaga capital, donde visitaron el centro histórico, diversos lugares de interés como la Catedral o el Museo Picasso; y degustaron platos típicos andaluces. También conocieron el casco histórico de Marbella en una visita guiada y almorzaron en esta localidad.

El objetivo de esta iniciativa es promocional la Costa del Sol en uno de los mercados potenciales más importantes para el destino malagueño. Los segmentos cultural y urbano, deportivo y de naturaleza y de incentivos y reuniones son algunos de los más demandados por estos visitantes.

Consulta aquí más noticias de Málaga.