La polémica aplicación Uber anuncia su llegada a Madrid

  • La aplicación de Uber permite localizar conductores que quieran compartir coche para trayectos dentro de la ciudad, a cambio de dinero.
  • En Barcelona ya funciona este servicio, que provocó las iras de los taxistas, que lo consideran competencia desleal.
  • Los taxistas españoles vuelven a mostrar su rechazo.
  • CLAVES: Uber, la plataforma de 'taxi' online.
Detalle de la aplicación "Uber" y "Taxi Berlin" en la pantalla de un smartphone en Berlín (Alemania).
Detalle de la aplicación "Uber" y "Taxi Berlin" en la pantalla de un smartphone en Berlín (Alemania).
Joerg Carstensen/ EFE

La plataforma 'on line' de uso compartido de vehículos Uber ha anunciado su llegada a Madrid, donde funcionará a través de la aplicación 'uberPop'. "Madrid ha dado un gran paso adelante para convertirse en un nuevo punto pionero de transporte", afirma la empresa en una nota, en la que destaca el carácter "popular e innovador" de su aplicación.

El sistema de Uber, que ya opera en Barcelona, es objeto de controversia y ya ha ocasionado paros por parte de los gremios de taxistas, que ven en la aplicación un modelo de competencia desleal ajeno a la regulación.

Barcelona, dice Uber, es ya "uno de los puntos europeos de mayor crecimiento" para la empresa, cuyo servicio ofrece la posibilidad a los pasajeros de reservar un coche a través del móvil y permite al mismo tiempo a los propietarios de un vehículo particular compartir su uso, pero a cambio de dinero, del que la empresa se lleva una comisión.

"Estamos entusiasmados de poder lanzar uberPOP en Madrid. UberPOP ofrece a los madrileños una alternativa fácil, flexible y asequible para moverse por la ciudad de forma segura", indicó el portavoz de la empresa, Alex Droulers.

La herramienta está disponible desde las 11.30 horas de este miércoles.

"La aplicación uberPOP ayuda a que la gente llegue a su destino de una manera cómoda, segura y ecológica. Se trata de hacer mejor uso de los coches que ya se encuentran en la calle. Esta es una nueva manera de viajar que está cambiando el futuro de las ciudades en Europa, y que a su vez resuelve problemas como la congestión urbana, la falta de alternativas y la flexibilidad en movilidad", añadió.

Por otro lado, representantes de taxistas españoles pertenecientes a las organizaciones Fedetaxi, CTE y Unalt reforzaron este martes su alianza con homólogos europeos y expresaron ante la Unión Europea (UE) su rechazo a la "amenaza" que supone la aplicación Uber de servicios de transporte entre particulares.

Rechazo común de los taxistas europeos

La delegación de representantes de los taxistas viajó a Bruselas para mantener una reunión de coordinación con sus homólogos europeos y abordar con ellos estrategias y planteamientos comunes frente a los problemas del sector del taxi a nivel europeo, especialmente "ante el papel y actuaciones que está realizando la empresa Uber", señalaron la organizaciones en un comunicado.

A lo largo del día tienen previsto reunirse con eurodiputados a fin de "exponer su posición y planteamientos de futuro para el sector del taxi", indicaron.

Desde su punto de vista, los servicios que ofrece Uber son "contrarios tanto a las leyes de los Estados europeos como a la legislación comunitaria".

Los taxistas españoles presentarán sus reivindicaciones con colegas de otros países como Alemania, Holanda, Bélgica, Austria o Finlandia.

En concreto, los representantes de Suecia y Francia plantearán crear una "alianza europea de taxistas" y estrategias para mejorar la coordinación de sus trabajos y obtener de las autoridades europeas "una respuesta contundente, de respeto a los derechos de los usuarios y para la persecución de las actividades ilegales de Uber en muchos de los estados de la UE", recalcaron.

"Se expondrán los planteamientos que el sector mantiene para garantizar su futuro como servicio público de calidad y eficacia para los ciudadanos", concluyeron las organizaciones españolas de taxistas.

En junio pasado, la Comisión Europea (CE) señaló que las decisiones relativas a los servicios de transporte compartido no profesional como Uber recaen dentro de las competencias de los Estados miembros, después de que España pidiese a la UE abordar esta cuestión a nivel de los Veintiocho.

También ese mes miles de taxistas de grandes ciudades europeas, como Barcelona, Madrid, Berlín, París o Milán, se movilizaron contra el intrusismo que, a su juicio, favorecen aplicaciones para teléfonos móviles como Uber, compañía que tiene presencia en más de 160 países.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento