Las plazas reformadas sufren actos vandálicos
Faltan columpios en la praza da Independencia.(Laura González)
Si en semanas anteriores llamaba la atención el dispositivo policial que hay en las zonas que acaban de humanizarse para preservar su estado, la semana pasada esto no impidió que se registraran los primeros actos vandálicos.

El día ocho de abril los agentes constataban como los columpios de la zona infantil que se ha creado en la Praza da Independencia se encontraban seriamente dañados.  Esa misma tarde, durante una de las revisiones periódicas que se hacen en la Praza de Portugal, la Policía también localizó desperfectos en jardineras y cómo tres cipreses fueron cambiados de lugar y otro murió en el intento. El día siete ya habían encontrado plantas arrancadas,  flotando en el estanque.

Algo que se podía esperar de las piedras que decoran los alcorques de los árboles en la zona de Churruca es que sirvieran de arma arrojadiza a determinadas horas de la noche. Así lo advertía la Policía al Concello el pasado día tres. El sábado siete la zona amanecía empedrada, igual que ha pasado este mismo domingo, en especial, en la calle Cervantes.