El delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Serafín Castellano, ha indicado este viernes que 700 agentes de la Guardia Civil participarán en la seguridad en la 20ª edición del Festival Internacional de Benicàssim (FIB), que se celebrará en el municipio del 17 al 20 de julio.

El delegado, que ha presidido junto con la alcaldesa de Benicàssim, Susana Marqués, la junta de seguridad del FIB, ha señalado que en concreto, estos 700 agentes formarán parte de un dispositivo integrado además por efectivos de la Policía Nacional, Policía Local de Benicàssim, Policía de la Generalitat, así como Cruz Roja, que en la edición de este año realizarán más de 1.500 servicios.

"La coordinación entre todos los efectivos implicados es una prioridad en eventos con una afluencia de público tan importante como éste, y el FIB es un ejemplo de coordinación y colaboración entre administraciones", ha dicho.

Castellano ha manifestado que, como en las anteriores ediciones, el objetivo del Gobierno es que el festival, al que está previsto que asistan más de 30.000 personas al día, se desarrolle "con todas las garantías de seguridad, tanto para los asistentes como para los vecinos de la localidad, de ahí que para el Gobierno sea prioritario poner acento especial en la prevención para no dejar nada a la improvisación".

El delegado ha explicado el dispositivo previsto por el Gobierno desde los Ministerios del Interior y de Fomento, concretamente en lo relativo al dispositivo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y en materia de tráfico y aviación civil.

Como novedad, Castellano ha señalado que para la edición de este año se habilitarán oficinas de denuncia en el interior del recinto del FIB para agilizar el esclarecimiento de cualquier infracción que pudiera producirse durante estos días, y se potenciará el servicio de investigación y esclarecimiento rápido. Asimismo, se realizarán turnos de 24 horas especialmente en las zonas de playa y en horario nocturno y de madrugada.

Por último, el delegado del Gobierno ha explicado que en las zonas de taquillas, en colaboración con la organización del FIB, habrá cajas de seguridad para que los asistentes depositen en ellas su documentación para minimizar hurtos y pérdidas.

Castellano ha indicado que la delegación del Gobierno ha mantenido conversaciones en las últimas semanas con el consulado británico para trasladarle las recomendaciones y cuestiones de seguridad y que informen a los cerca de 18.000 ciudadanos ingleses que está previsto que asistan al FIB.

Consulta aquí más noticias de Castellón.