UGT Extremadura ha insistido en la necesidad de recuperar el poder adquisitivo de los salarios para impulsar el consumo de las familias y la demanda interna, condición "imprescindible" para lograr la recuperación de la economía regional.

El sindicato se ha pronunciado así al conocer la Encuesta Trimestral de Costes Laborales publicada por el Instituto Nacional de Estadística, en la que se contempla que el coste salarial aumentó en Extremadura un 2,5 por ciento en tasa anual, hasta 1.621,43 euros por trabajador y mes, un incremento derivado, según el sindicato, del "efecto comparación de la extra a los trabajadores públicos".

Sin embargo, ha precisado UGT en una nota de prensa, sin contar con el componente variable, lo que el INE denomina como coste salarial ordinario, disminuye un 0,31 por ciento en comparativa interanual desde el último trimestre de 2012, pasando de "1.373,23 a 1.330,41 euros/mes".

En este sentido, el sindicato ha sentenciado que, sin contar con las cantidades variables como las mismas pagas extra o los atrasos, los salarios siguen cayendo con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior.

En función de los sectores, el mayor descenso se produce en el sector servicios con un decremento interanual del 4,06 por ciento, seguido por la industria con un descenso "menos" acusado del 0,05 por ciento. Por el contrario, el sector de la construcción ve crecer su coste salarial en un 1,57 por ciento por trabajador y mes.

De esta forma, UGT ha señalado que el coste salarial en Extremadura se sitúa en 1.621,43 euros por trabajador y mes, lo que representa "el 81,24 por ciento del coste salarial en España", y ha añadido que hace un año este porcentaje era del "51,57 por ciento".

Para UGT Extremadura, estos datos muestran que, aunque de "manera contenida", se sigue produciendo una "divergencia" en términos salariales entre los dos ámbitos geográficos con mayor perjuicio para la región.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.