Mark Hamill, en el papel de Luke Skywalker.
Mark Hamill, en el papel de Luke Skywalker y junto a Yoda en 'El Imperio Contraataca'. LUCASFILM

Un hermano dice una cosa... y el otro la contraria. Después de que Carrie Fisher confirmara su regreso al Episodio VII de Star Wars junto a Harrison Ford y Mark Hamill, este último ha dado un paso al frente para desmentir a su compañera. "No hay nada decidido todavía", asegura.

La vuelta de Luke Skywalker, Han Solo y la princesa Leia a La guerra de las galaxias en la nueva entrega que dirigirá J.J. Abrams es un secreto a voces. Rumores sobre el guión, declaraciones de los implicados dejándose querer... Hasta el propio Lucas dio por sentado hace ya varios meses el retorno del trío protagonista de la trilogía original.

Carrie Fisher se ha atrevido, incluso, a bromear sobre el pelo que podría llevar su personajeLa deslenguada Carrie Fisher dio un paso más y en declaraciones a TV Guide confirmó el regreso de su personaje, Leia, de su hermano Luke y su gran amor Han Solo. La actiz anunció que esperan comenzar a rodar a las órdenes de Abrams en abril e incluso hizo bromas sobre el aspecto que tendrá la princesa en su retorno a la gran pantalla.

"Me gustaría llevar otra vez mi viejo estilo de peinado (el de las dos ensaimadas) pero con el pelo blanco. Creo que sería divertido", dijo entre risas.

Para menos bromas está Mark Hamill. Interrogado por su regreso a la saga que le lanzó a la fama, el hermano de Fisher en la ficción se negó a secundar las palabras de la actriz. "El único personaje que sé con certeza que volverá a la saga es mi amigo R2-D2", dijo en declaraciones a Reddit.

Luke odia los spoilers

Ya en tono más distendido el actor explicó que su negativa a confirmar lo que es ya un regreso cantado no se debe a cuestiones de timidez, sino que todavía no hay nada cerrado. "Cuando tenga algo se lo haré saber a todo el mundo. Pero no hay nada decidido todavía", insistió.

"Soy bueno guardando un secreto, sobre todo si es para maximizar el disfrute del público", ha dicho Hamill"Yo soy bueno guardando un secreto, sobre todo cuando el objetivo es maximizar el disfrute del público. Trato de mantener a salvo las sorpresas de la película. Odio los spoilers", señaló el actor que sigue a rajatabla las órdenes de Disney de guardar silencio hasta que, a bombo y platillo, se haga el anuncio oficial.

Algo que no debe tardar en llegar ya que el rodaje del Episodio VII de La guerra de las galaxias comenzará en abril en Londres a las órdenes de J.J. Abrams. La nueva entrega de Star Wars tiene previsto su estreno el 18 de diciembre de 2015.