El sindicato STEI ha cifrado en un 40 por ciento el seguimiento de la decimoctava jornada de huelga indefinida en la educación ya que, según ha concretado, el seguimiento ha superado el 45 por ciento en la enseñanza pública y ha sido de un 10 por ciento en la concertada.

En un comunicado en el que ha criticado la "nula voluntad" del Govern por querer resolver el conflicto educativo, ha lamentado también la "irresponsabilidad del equipo de Joana Maria Camps, que no ha buscado ningún tipo de mediación para evitar la nueva jornada de lucha de este martes, así como el inmovilismo que demostró a lo largo de todas las semanas de negociación con los comités de huelga".

Según el STEI, el único responsable de la situación de anormalidad de este curso escolar y de la no resolución del conflicto es el Govern de Bauzá, "que juega con el fuego de la crispación, la provocación y el fomento de un enfrentamiento interesado y muy peligroso entre los distintos miembros de la comunidad educativa".

Por todo ello, han exigido una reunión con urgencia del comité de huelga de enseñanza pública y de la concertada para la negociación de los temas que han hecho necesaria esta nueva jornada de protestas de acuerdo con la hoja entregada en la última mesa negociadora del pasado 17 de octubre, la retirada del expediente del director del IES Marratxí Jaume March, la entrega de las actas de las reuniones llevadas a cabo con los comités de huelga y la presencia del presidente José Ramón Bauzá y de la consellera de Educación en la mesa negociadora con los comités de huelga.