La rapidez con la que aumenta el tráfico de la circunvalación supera con creces al ritmo con el que avanzan las infraestructuras proyectadas para aliviar a la capital granadina.

La ronda sur es un embudo que año tras año se tapona más. En 2005, el tráfico de la circunvalación creció en 10.000 vehículos diarios con respecto al año anterior, según los datos recopilados (y últimos disponibles) por el Mapa de Aforo de Tráfico, del Ministerio de Fomento. En total, fueron 130.397 coches al día.

La mayoría de los vehículos (el 93%) pertenecen a personas que se desplazan al trabajo; el 6% y 1% restantes son camiones y motocicletas, respectivamente.

En cuanto a los accesos a la ciudad, el de Santa Fe (A-92) fue el que mayor densidad de tráfico soportó en 2005 con el tránsito diario de 66.685 vehículos. Le sigue la entrada del norte (por la A-44) con 53.546 vehículos y por la costa, con 38.767 coches. El acceso del norte es el que registra un mayor número de camiones (el 10% del total).

Los diez pecados del conductor

Menores de 25 y mayores de 70, excesiva confianza al volante, inicio de vacaciones y premura en el traslado. Éste es el explosivo cóctel por el que a veces tenemos que lamentar accidentes de tráfico.

La distracción del conductor continúa siendo uno de los principales factores que influyen en los siniestros, según un estudio elaborado por el Real Automóvil Club de Cataluña (RACC) sobre conductores andaluces. El informe enumeró a los diez principales motivos que nos hacen desatender la conducción, en opinión de los andaluces consultados al volante. Entre ellos: buscar un aparcamiento, la aproximación excesiva de otro coche, peatones que van a cruzar y las obras.

Ellos lo hacen peor

En este caso, la leyenda se cumple. Los conducción distraída es más frecuente en los hombres que en las mujeres. Ellas son más precavidas, aunque el peligro se da entre los jóvenes de 18 a 25 años y en los mayores de 70, con independencia del sexo. Normalmente, los accidentes por descuidos se dan más en los trayectos vacacionales, en carreteras y de día.

Por ello, el RACC insta a las administraciones a emprender campañas de concienciación y a revisar la señalización de las vías, que también puede ocasionar distracciones, al tiempo que pide precaución a los ciudadanos.