Enrique González-Macho
Enrique González Macho, presidente de la Academia del Cine. Juanjo Martín / Efe

El presidente de la Academia del Cine, Enrique González Macho, está convencido a la vista de los resultados del número de espectadores que han ido al cine en los tres días que duró la Fiesta del Cine con entradas a 2,90 euros, de que el sector "debe reflexionar sobre un ajuste de precios al límite del límite".

Los datos a los que se refiere, facilitados por la consultora Rentrak, aunque provisionales, indican que la quinta edición de la Fiesta del Cine registró un total de 1.513.958 espectadores durante los tres días de la promoción, un 98 % más que la edición del año anterior, y un 663 % más que los mismos días de la semana anterior.

En una entrevista con Efe, el empresario, exhibidor y productor de cine ha considerado que, efectivamente, el precio de las entradas ha sido "importante" en la decisión del público de acudir a las salas, pero ha precisado que el precio "es importante en esto, y en todo".

Lo primero, agradecer al público que haya ido al cine

"Lo primero, agradecer al público que haya ido al cine, y luego destacar que estos datos son así, porque ha sido algo excepcional, pero lo más importante en mi opinión, y voy a pelear por ello -ha dicho González Macho-, es que toda la industria debe hacer una reflexión sobre esto, pero cuidado con la demagogia", ha advertido.

Todo el mundo puede comprender, ha indicado, que "a tres euros no salen las cuentas. Vamos -aclara-, si hubiera esta afluencia de público, sí, pero esto es indudable que no puede ser todos los días".

De hecho, calcula -todavía pendiente de las cuentas definitivas-, que probablemente los empresarios que decidieron adherirse a la Fiesta del Cine no han perdido dinero, a pesar del precio a 2,90 euros la entrada, aún cuando sólo en impuestos, de ese dinero se cobra un 24 por ciento menos.

No pagar tanto IVA

Es decir, explica, "hay que quitar el 21 por ciento de IVA y los porcentajes de Autores, AISGE y AIE", o sea, la cuarta parte: 72 céntimos de cada 2,90 son para pagar impuestos".

"Hablamos de unas cantidades muy pequeñitas, en las que un céntimo vale mucho", precisa.

Aclara González Macho que, en un sector liberalizado como es el cine, no se pueden pactar precios, porque se violaría la Ley de la Competencia, pero el presidente de la Academia sugiere "un acuerdo de una reducción general". De modo que, "si se pacta un 20 por ciento, el que ahora cobre 8 euros que cobre 6, y el que cobra 6 que cobre 4 o 5", apunta.

González Macho, propietario de los madrileños cines Princesa y Renoir y de muchas salas que tuvieron que cerrar este año precisamente a causa de la falta de espectadores y por la crisis del sector, hace notar que la rutina del público no le lleva "todos los días al cine", ni "es verdad" que ver una película cueste 9 euros.

Hay que quitar el 21 por ciento de IVA y los porcentajes de Autores, AISGE y AIE

"La misma película te puede costar 11 o 6; el precio medio es de 6,8 euros, y lo mismo que la gente busca los mejores precios cuando va a la compra o coge un avión, debe de mirar eso cuando va al cine", opina.

Y explica que estos días, mientras las salas asociadas a la Fiesta del Cine cobraban 2,90, "había entradas en otros cines a 5,50, que es más que esos 2,90 euros, pero desde luego mucho menos de 9 euros", se queja González Macho.

E insiste: "Que separen el precio de la localidad con lo que pagan por las demás cosas; si se toman unas cañitas, dejan el coche en un aparcamiento y se compran palomitas, que no digan que el cine les ha costado 25 euros".

"Debemos hacer una reflexión colectiva muy seria e intentar, cuanto menos intentar, adecuar más el precio de la localidad a la realidad social de España", considera.

En ese punto, González Macho se refiere también al IVA cultural del 21 por ciento que se aplica a las entradas y a la posibilidad de que el Gobierno se plantee su regreso a una fiscalidad más reducida en los primeros meses del año que viene, aunque añade con amargura que, "cuando lo bajen, si lo bajan, el daño ya está hecho, y yo sé algo de eso".