El coordinador regional de UPyD, Rafael Sánchez, ha criticado este viernes, con motivo de la celebración de 'la noche de los investigadores', el grave estado de precariedad en el que se encuentra la Investigación en las Universidades y otros organismos de la Comunidad.

Sánchez ha señalado que todas la instituciones, incluidas las Universidades y el IMIDA, deberían preocuparse más de que los investigadores (las plantillas de investigadores) "que durante tantos años han sostenido viva la ciencia y la investigación en la Universidad, sigan manteniendo un nivel de subvención suficiente como para seguir con la actividad en sus líneas de investigación, muchas de ellas punteras a nivel europeo y mundial".

Asimismo, ha subrayado, en relación a las actividades en la calle que se desarrollan en Murcia y en otras 28 ciudades de España, que los recortes de enorme magnitud en la última convocatoria del Ministerio de Economía y Competitividad, la ausencia de convocatorias a nivel regional -la Fundación Séneca está paralizada-, la salida masiva de jóvenes investigadores desde sus laboratorios a centros extranjeros -sin visos de retorno- y el escaso o nulo futuro de los investigadores jóvenes que ahora terminan sus tesis doctorales, "no es un marco apropiado como para sacar ningún "laboratorio a la calle", pues en la calle ya están".

En cualquier caso ha reivindicado que se deberían aprovechar este tipo de "eventos" para dejar bien claro a la sociedad murciana que la Investigación científica, el I+D+i en definitiva, "se encuentra en una preocupante parálisis en las Universidades de la Región".

Del mismo modo, Sánchez ha afirmado que si en un plazo prudencial -no superior a un año- este tema de las subvenciones a proyectos de investigación y convocatorias de becas para realizar tesis doctorales no se relanza, "la ciencia en la Universidad sufrirá un daño irreparable que, en cualquier caso tardaría más de una década en remontar y más de dos décadas en alcanzar los niveles de hace tan solo 5 años".

También ha indicado que "la producción científica que ahora ve la luz corresponde en un 90 por ciento a proyectos o fases de proyectos ya finalizados, que nada tienen que ver con la indeseable situación actual".

"La mayoría de los laboratorios que permanecen activos se mantienen con remanentes económicos de años pasados o con la escasa ayuda complementaria, irrisoria en cuanto a cantidades, que les llega anualmente. La medias de estas ayudas no supera los 1.500 euros".

Para finalizar, el coordinador de la formación magenta ha lamentadoque "este tipo de actos públicos y las declaraciones rimbombantes de algunos consejeros, no dan idea fidedigna de la situación: son más cortinas de humo para tapar la precariedad de una actividad que muere lenta pero inexorablemente".

Consulta aquí más noticias de Murcia.