El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha afirmado que "la actual calificación" del monte Pindo —forma parte de la Red Natura 2000— es "plenamente válida", por lo que la declaración "a mayores" como parque natural "no aportaría, desde el punto de vista de prevención y de evitar un incendio, ningún beneficio que no se estuviera produciendo ya".

"Por desgracia, el incendio se produjo y ahora hay que intentar identificar y detener al que lo causó", ha destacado el también conselleiro de Presidencia a preguntas de los periodistas durante una visita a Ames (A Coruña) junto a varias autoridades, entre ellas el delegado del Gobierno y la conselleira de Medio Rural, que han presenciado cómo las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado realizan las labores de investigación.

Precisamente, sobre las pesquisas abiertas para tratar de determinar qué o quién causó el fuego de Carnota (A Coruña), el de mayor dimensiones este verano en Galicia tras quemar casi 2.400 hectáreas de un paraje de elevado valor ecológico, Rueda ha apelado a la "discreción" y a la "profesionalidad" de los agentes para que pueda anunciarse algún resultado.

"Ojalá se llegue a un resultado", ha señalado antes de apuntar que si alguna persona resulta imputada y "finalmente" hay "un culpable" el Gobierno gallego "por supuesto que informará". "Ahora estamos en plena fase de investigación, como en muchos otros incendios", ha apostillado.

Con todo, "en propio beneficio de las investigaciones, mientras sigan, se tienen que llevar con la discreción y profesionalidad que se está llevando", ha subrayado el vicepresidente de la Xunta.

Zona catastrófica

En cuanto a la solicitud por parte del Ayuntamiento de Carnota de que la zona se declare como catastrófica, ha dicho que la Xunta "no tiene en principio una postura", pues "hay que evaluar los daños" ya que el incendio "se acaba de extinguir". "Vamos a evaluar y después decidiremos", ha explicado.

No obstante, a renglón seguido, el titular de Presidencia ha remarcado que "junto a esas peticiones" echa de menos "a veces" que se haga "un aviso para futuros potenciales incendiarios" en el sentido de que "lo que se hará" es "todo lo posible" en cuanto a las investigaciones "para conseguir que —los eventuales responsables— tengan que afrontar con su propio patrimonio los daños que han provocado".

Críticas oposición

Unas 15.000 hectáreas han resultado calcinadas en lo que va de año en Galicia a causa de incendios forestales y, ante las críticas de la oposición por falta de medidas de prevención, Rueda ha respondido con un "no discutimos eso". "Está muy bien reivindicar otro tipo de políticas pero también reconocer el trabajo que se está haciendo", ha resumido.

Al respecto, ha censurado que "la oposición o por lo menos cierta parte de la oposición ha llegado a cuestionar la profesionalidad de los operativos contra incendios", al decir "que no lo están haciendo bien".

En este escenario, ha reivindicado "cómo están trabajando" los efectivos, por "su profesionalidad". Ha dado la "bienvenida" a "todas las propuestas que se hagan para evitar la lacra de los incendios", pero ha demandado que sean "constructivas" y surjan "desde la conciencia del enorme esfuerzo que se está haciendo, de la cantidad de gente que está trabajando de modo profesional y de la colaboración que está teniendo de la Administración del Estado".

A mayores, ha ratificado que el dispositivo seguirá activo "mientras sea necesario", y es que el repliegue de medios se retrasará unas semanas este año, de modo que no comenzará hasta avanzado el mes de octubre, en función de las condiciones meteorológicas.

"No vamos a bajar la guardia mientras se produzcan", ha garantizado, antes de desear que "ojalá que la combinación de factores permita que baje el número de incendios", ya que "iría en beneficio de todos". Pero el esfuerzo, ha reiterado, "se va a mantener mientras sea necesario".

DIMISIONES

Además, sobre las reclamaciones de dimisiones —de su persona, la de la titular de Medio Rural y el de Medio Ambiente—, Rueda ha comentado que quienes tienen responsabilidades de gobierno están "para intentar hacer bien las cosas, y los que están en la oposición para hacer una oposición a veces constructiva y a veces consiste simplemente en pedir dimisiones y no en otras alternativas". "Al final, los ciudadanos tienen que juzgar lo que hacen unos y lo que hacen los otros", ha espetado.

Rueda ha llamado a la colaboración ciudadana y ha hecho hincapié en la intensificación de las labores para detener a los incendiarios. En 2013, son ya más de 80 los imputados por la Policía Autonómica, ha indicado, mientras el delegado del Gobierno, Samuel Juárez, ha elevado esta cifra hasta los 140 si se tienen en cuenta las detenciones realizadas por todas las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado.

Endurecimiento de penas

En cuanto al endurecimiento de penas por delitos de incendios en el Código Civil, el vicepresidente de la Xunta ha celebrado que la reforma se adoptará "en un Consejo de Ministros próximo", aunque no ha podido concretar si en el de este viernes. "Lo que se recoge es una demanda social", ha dicho, antes de insistir en que "quemar el monte es un delito muy grave".

El Ejecutivo lo tiene "clarísimo", ha advertido, al recordar que este endurecimiento fue reclamado por el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo. "Por lo tanto, bienvenido sea", ha añadido.

Rueda ha centrado la "parte" que toca a la Xunta en investigar a través de Policía Autonómica y también ha hablado de "agilizar los mecanismos" para personarse en todos las imputaciones que haya por delitos de incendios. "Lo vamos a hacer. Vamos todavía a ser más ágiles en ese proceso y facilitar que la persecución de los incendiarios sea todavía más efectiva", ha avisado.

Pago extinción y limpieza

En este ámbito, ha señalado que la Xunta va a solicitar también que los incendiarios hagan frente a los gastos derivados de la extinción, porque esta "cuesta mucho dinero de los impuestos y quien queme intencionadamente debe afrontar las consecuencias y pagarlo de su bolsillo".

Asimismo, ha opinado que también "habrá que intensificar las obligaciones de limpiar el monte" por parte de los propietarios, pues en eso "se tiene que mejorar también".

"intención política clara"

Samuel Juárez ha remarcado que "hay una intención política muy clara", por parte del Gobierno central y del de Galicia, "para contribuir a reducir esta lacra". "Estoy seguro de que cada vez va a ser menos impune", ha destacado, al valorar que, "si las layes son los suficientemente duras como se está planeando", contribuirá a reducir este delito.

Juárez ha celebrado que en los últimos años "se ha incrementado mucho el número de incendiarios que se ponen ante la justicia" y ha advertido de que "es una tendencia que va a continuar".

Pese a todo, ha lamentado que "es difícil" que haya sentencias que dictaminen la culpabilidad del presunto incendiario, "porque en vía penal, a la hora de condenar, tiene que haber evidencias, y eso muchas veces no existe". "Es un delito donde hay una gran desproporción entre la facilidad de causar daño y la dificultad de perseguirlo", ha constatado.

Labor sobre el terreno

Previamente, de hecho, el subinspector de la Policía Autonómica Claudio Amboaje y el teniente de la Policía Judicial de la Guardia Civil Jesús Ponte han explicado sobre el terreno, en un monte en el que hubo un incendio en Ames, cómo se trabaja para averiguar las causas de un fuego.

Así, se han referido a las evidencias físicas de las que parten, si las hay; han explicado cómo se acota el territorio y han aludido, entre otros, a los indicios y preguntas a vecinos como claves para dar con el responsable.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.