El Ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, afirmó el martes que el objetivo del Gobierno es unir a todos los partidos democráticos en torno a la política del Ejecutivo contra ETA, más allá del Pacto por las Libertades y contra el Terrorismo suscrito en exclusiva con el PP.

Rubalcaba hizo estas declaraciones tras mantener una ronda de contactos con los partidos y pocas horas después de que ETA emitiese un comunicado en el que se atribuía la autoría del atentado en Barajas y afirmaba que "el alto el fuego sigue vigente".

A pesar de que el ministro admitió que el PP mantiene diferencias con la política del Gobierno y que no había aceptado la nueva iniciativa, destacó la voluntad del resto de fuerzas políticas de apoyar este nuevo proyecto donde reine la unión y el diálogo y donde "todos los partidos estén, sumen y participen".

Rubalcaba aseguró mantener una relación especial con el PP, aunque rechazó un "monopolio" de esta formación en política antiterrorista.

El ministro de Interior informó de que el Ejecutivo seguirá reuniéndose con los partidos mediante reuniones bilaterales, método preferido por el Gobierno, y no 'multilaterales', como ha propuesto IU.

Últimas detenciones y comunicado de ETA

Sobre la detención este martes de dos presuntos etarras en Francia, Rubalcaba manifestó que no existen indicios que indiquen que los dos arrestados estuvieran preparando un ataque inminente.

ETA ha roto el proceso de paz, ETA ha roto su tregua

Asimismo, Rubalcaba eludó hacer un análisis profundo sobre el comunicado de ETA divulgado esa mañana y sólo se refirió a éste brevemente.

"Están terminando de traducirlo al castellano", explicó para poco después afirmar que "todo lo que hay que decir, está dicho".

A continuación, criticó con dureza la actitud de la banda terrorista y replicó que ETA tiene que ser consecuente con el atentado cometido en Barajas y asumir el "riesgo enorme" que supone poner una bomba como la que costó la vida de dos ciudadanos ecuatorianos.

"Cuando uno pone una bomba potente  en la terminal de un aeropuerto , tiene que ser consecuente con sus acciones", declaró antes de tachar de "sarcasmo" que ETA pida ahora explicaciones "de sus salvajadas" al Gobierno de España.

 

Con violencia no hay diálogo, poner una bomba es violencia extrema

Preguntado sobre la posibilidad de mantener puentes tendidos hacia ETA tras el anuncio de que quieren mantener el alto el fuego, Rubalcaba contestó que "naturalmente que no".

 

"ETA ha roto el proceso de paz, ETA ha roto su tregua", subrayó Rubalcaba, que reiteró que cuando se coloca un explosivo de gran potencia en un aparcamiento, hay que saber que las posibilidades de que alguien muera "son altas".

"Con violencia no hay diálogo, poner una bomba es violencia extrema", concluyó.