Las universidades españolas han perdido competitividad internacional, según un informe

  • La Fundación Conocimiento y Desarrollo ha presentado su informe 2012.
  • Entre 2009 y 2011, según revela el estudio, los ingresos no financieros de las universidades públicas presenciales españolas disminuyeron un 7,8%.
  • El informe considera "imperativo" revertir las reducciones presupuestarias de las universidades "y garantizar un escenario de crecimiento sostenido".
  • Lee el informe completo de CyD.
Alumnos en un aula universitaria.
Alumnos en un aula universitaria.
ARCHIVO

Las universidades españolas han registrado en los últimos años un retroceso en cuanto a su competitividad internacional, su influencia en la capacidad competitiva de la economía, la dotación de infraestructuras para la ciencia y la tecnología y las políticas y recursos que les dedican las administraciones públicas.

Es una de las conclusiones del informe 2012 de la Fundación Conocimiento y Desarrollo (CYD), que añade que entre 2009 y 2011 los ingresos no financieros de las universidades públicas presenciales españolas disminuyeron un 7,8%. La crisis y, como consecuencia, dice el texto, los "procesos de consolidación fiscal" de las administraciones -y la reducción de las transferencias- están afectando a la educación superior, concluyen varios expertos relacionados con la universidad, la empresa y la administración pública.

El estudio no recoge el impacto de la última subida de tasas y matrículas, un incremento "intenso" que se ha producido en el curso 2012-2013, explica. Sí detalla, no obstante, que donde se concentraron las reducciones por capítulos entre 2009 y 2011 "ha sido en el de gastos de personal, el de mayor peso cuantitativo (60% del presupuesto de gastos) y en el de inversiones reales".

El coordinador general del estudio, Martí Parellada, ha reclamado previsiones financieras estables, pues "no es lógico" que el presupuesto de las universidades públicas sea una "incógnita año a año".

Los gastos no financieros de las universidades públicas presenciales bajaron un 2,8 % entre 2009 y 2011: un 1,9 % menos en personal (por reducciones salariales y de personal) y un 7,1 % menos en inversiones reales. Parellada ha recordado también que la limitación de la tasa de reposición del profesorado funcionario (10 % actualmente) afecta a las opciones estratégicas de cada universidad.

A las universidades se les puede pedir compromisos financieros, pero hay que dejarlas que los administren, ha recomendado, como crean más adecuado para sus intereses y objetivos estratégicos.

El informe destaca que se ha producido un aumento de la disparidad entre los sistemas universitarios "en lo que a los recursos públicos de los que disponen se refiere" entre las comunidades autónomas y también en Europa y una "tendencia al aumento de la aportación de recursos privados, vía precios públicos", en el conjunto del gasto universitario.

"Se ha pasado de incrementos de poco más del 4% en los programas de grado en el curso 2011-12 a cerca del 16% en el 2012-13 y en los de máster, de alrededor del 3,5% a cerca del 64%", añade el texto. En investigación y desarrollo, además, el informe señala que tanto los recursos financieros como de personal se redujeron por primera vez en una década en 2011.

En 2011, dice el estudio, el gasto español en I+D se situó 0,6 puntos porcentuales por debajo de la media de la UE-27 y 0,75 puntos porcentuales por debajo de la UE-15. El informe considera "imperativo" revertir las reducciones presupuestarias de las universidades "y garantizar un escenario de crecimiento sostenido, estable y lo más predecible posible", de los recursos públicos puestos a su disposición.

Según el documento, el volumen de contratos de las oficinas universitarias de transferencia de resultados de investigación (OTRI) cayó un 11% en 2011; las "spin offs" (empresas constituidas a partir de los resultados de la investigación universitaria con fondos públicos) bajó un 15,3% en comparación con un año antes.

Sobre el mercado laboral, el informe indica que la tasa de empleo de los graduados superiores se redujo en España en torno al 10% entre 2007 y 2012, frente al descenso aproximado del 2% en el conjunto de la UE.

En el mismo período, la tasa del paro de los titulados superiores llegó al 15% en España y al 6% en la UE, cuando en ambos casos se partía del 4% (2007). El documento resalta la "especial intensidad" del deterioro de inserción laboral desde 2009, debido posiblemente a los "recortes públicos" en sanidad, educación o investigación, campos donde trabajan un gran número de universitarios.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento