Flores todavía no ha entregado el listado de Vips e invitados a la fiesta del Madrid Arena

  • Este lunes el juez y los abogados del caso han comenzado a contar, por segunda vez, las entradas. El proceso se prolongará hasta octubre.
  • En el primer recuento, realizado en noviembre, se contabilizaron 16.781 entradas, un 58% más del aforo permitido.
  • El aforo máximo permitido era 10.600. Miguel Ángel Flores, promotor del evento, afirmó haber vendido 9.650 entradas.
  • La Policía Científica, sin embargo, en un estudio sobre el aforo, asegura que se vendieron 4.800 entradas menos de las que dice el juez.
El Madrid Arena.
El Madrid Arena.
Ayuntamiento de Madrid

Los abogados de las acusaciones particulares del caso Madrid Arena han denunciado este lunes que el promotor de la fiesta de Halloween, Miguel Ángel Flores, no ha presentado aún ante el Juzgado que dirige el juez Eduardo López Palop el listado de clientes Vips ni el de los invitados.

Así lo ha manifestado la abogada Mª José Siñeriz, que defiende a la familia de Cristina Arce, en los pasillos de los Juzgados de Plaza de Castilla. La importancia de conocer estos listados radica en que la cifra se sumaría a las 16.791 entradas contabilizadas en el recuento judicial que tuvo lugar el pasado noviembre.

Precisamente, desde primera hora de la mañana del lunes las partes asisten al segundo recuento de las entradas de la fiesta en aras a calcular lo recaudado por Diviertt y comprobar si hubo entradas falsificadas y duplicadas.

Fuentes jurídicas han indicado que en los próximos días se recontarán las entradas que contienen las ocho urnas halladas en el pabellón anexo al recinto principal del Arena y que se encuentran custodiadas en la Jefatura Superior de la Policía de Madrid.

La diligencia, que se realiza a instancias de todos los abogados, se prolongará durante ocho días, ya que cada día se centrará en una urna. El nuevo recuento lo lleva a cabo la Policía Científica y el Grupo V de Homicidios en el propio Juzgado, en presencia de los abogados.

Uno de los abogados que apoyó la realización de esta prueba ha sido Jorge Morales, el letrado que defiende a Flores. "Queremos comprobar si hubo fallos", ha dicho el abogado a preguntas sobre qué quiere esta defensa conseguir con un nuevo recuento.

De momento, solo se ha encontrado una entrada duplicada

En este sentido, la abogada Siñeriz ha apuntado que se quiere clasificar las entradas desde el punto de vista de a través de donde se vendieron y cuanto costaron para averiguar cuánto recaudó Flores en la fiesta. Según esta abogada, los precios de los tickets oscilaban entre 15 y 50 euros.

En concreto, el recuento está consistiendo en indicar el localizador --punto de venta de Internet-- y el precio. A mediodía, se había hallado solo una entrada duplicada, es decir, un ticket emitido dos veces, y dos entradas dudadas de haber sido duplicadas.

Tras el primer recuento, la defensa de Flores impugnó la prueba al considerar que se había roto la cadena de custodia, un extremo del que se opone el propio juez Palop.

"Lo que queda claro es que la cadena de custodia no se ha roto", ha comentado el juez a Siñeriz en los pasillos de los Juzgados, una posición que respaldan las acusaciones particulares.

Se prevé que el segundo recuento podría prolongarse hasta el próximo octubre, ya que habrá un parón de dos meses en la instrucción --durante los meses de agosto y septiembre--. Fuentes jurídicas han señalado que se estima que la instrucción termine el próximo octubre.

Las partes ya procedieron el pasado noviembre al recuento de los tickets en la sede de la Jefatura Superior de Policía de Madrid. La diligencia concluyó que contenían un total de 16.781 entradas, un 58% más del aforo permitido.

De esta forma, los 16.781 tickets recontados superaba con creces el aforo permitido de 10.600 asistentes en dicho recinto y las 9.650 entradas que Miguel Ángel Flores, propietario de Diviertt, la empresa encargada de la fiesta, aseguró haber vendido en sedes policial y judicial.

Flores asegura que se colaron 4.000 personas

Flores manifestó también que se emitieron 17.500 entradas y que se podrían haber colado cerca de 4.000 personas que provenían del botellón que se celebró en las afueras del recinto.

Además, los abogados han discrepado de los resultados del informe de la Policía Científica sobre el aforo que apunta que se vendieron 4.800 entradas menos de las recontadas por el juez.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento