Un príncipe para Corina
Corina recibe a un pretendiente en 'Un príncipe para Corina'. CUATRO

En un lunes agitado por nuevos cambios, la princesa salió ganando. Cuatro acertó con su estrategia de pasar su programa estrella de los domingos, Un príncipe para Corina, a la liga encarnizada del prime time del primer día de la semana.

El original programa de citas batió récord de audiencia, con un 9,3% de share y 1.601.000 millones de espectadores —1,3 puntos más que la semana pasada—. Además, superó a la decana CSI en el día de su estreno en Telecinco, que se quedó con un 8,9% y 1.587.000 televidentes en su segundo episodio (el que obtuvo mejores datos).

Mediaset ha preferido sacrificar la audiencia de Telecinco para dejar hueco a Corina y su séquito de pretendientes Mediaset ha preferido sacrificar así la audiencia de Telecinco, que retira la gala de los lunes de Gran Hermano —una tentativa que solo le ha durado una semana, en la que llegó al 17,6% de share— para dejar hueco a Corina y su séquito de peculiares pretendientes. Por ahora, Gran Hermano se mantiene con un sola gala semanal, la de los jueves.

Sin con todo este baile de parrilla la intención de Mediaset era dañar a Águila Roja, líder indiscutible de la noche del lunes, el tiro le ha salido por la culata.

Lejos de menguar, la ficción histórica de aventuras de La 1 ha ganado dos puntos en audiencia respecto a la semana pasada (en la que tuvo a Gran Hermano como rival), recuperando los niveles de sus inicios con un 25,1% de cuota de pantalla y reuniendo a 4.967.000 espectadores.

Ajena a estos cambios, La Sexta se mantuvo en su cota habitual con El Intermedio (11,2%) y después con la serie El Mentalista (6.9%). Lo mismo ocurrió con La 2, que se quedó en su franja cotidiana con un 2,5% que registró la película de Cinefilia, Despertando a Ned.