Maribel Verdú, en el festival de Málaga.
Maribel Verdú, en el festival de Málaga. EFE

Gracia Querejeta ha mostrado en el Festival de Málaga a los miembros de una familia en busca de segundas oportunidades en 15 años y un día, un filme protagonizado por Maribel Verdú en el que "todos los personajes terminan por aprender algo", según ha explicado la realizadora en la presentación.

Un adolescente conflictivo (Aron Piper) es expulsado del colegio, y su madre (Maribel Verdú) decide enviarlo a vivir durante una temporada con su abuelo, un militar retirado (Tito Valverde) que vive en un pueblo costero.

La adolescencia, la familia y la muerte son las claves de la películaJunto a ellos Tito Valverde, Belén López y Susi Sánchez en una película que parte "del hecho doloroso de que un adolescente esté al borde de la muerte", ha explicado Querejeta de su película, que compite en la sección oficial a concurso.

"Todos los espectadores encontrarán algo con lo que identificarse: hijos adolescentes, parejas que se rompen después de los 60 años, el renunciar a una profesión por no estar de acuerdo éticamente o alguien frustrado por no conseguir sus objetivos profesionales", ha señalado.

El guión original se escribió hace cuatro años y ha debido ajustarse al presupuesto, que ha obligado también a Querejeta a rodar por primera vez un largometraje en sólo siete semanas.

Verdú ha considerado, por su parte, que su personaje queda definido desde el primer momento como "una mujer atolondrada, vulnerable y pequeña" y que el "truco" para transmitir emociones como ella en esta película es "dejarse llevar por la situación", porque en una de las secuencias claves de esta película ha podido decir "el texto más bonito" de toda su carrera.