Guardia Civil de Tráfico
Dos agentes de la Guardia Civil de Tráfico, junto a su vehículo. EP

 La Guardia Civil ha detenido a un conductor kamikaze que circuló más de veintitrés kilómetros en sentido contrario en la autopista AP-7 y que fue detenido en la salida castellonense de Alquerías del Niño Perdido.

Según han informado fuentes de la comandancia provincial en un comunicado, se trata de un hombre de nacionalidad española, vecino de la localidad sevillana de Lora del Río.

La Guardia Civil de Tráfico recibió en unos quince minutos catorce llamadas de usuarios de la autopista La Guardia Civil de Tráfico recibió en unos quince minutos catorce llamadas de usuarios de la autopista que alertaban de la presencia del conductor kamikaze.

La persecución del infractor duró un cuarto de hora y durante la misma el conductor tuvo la oportunidad de abandonar la vía por dos peajes y obligó a numerosos vehículos a realizar maniobras para evitar posibles accidentes.

Finalmente, la Guardia Civil pudo interceptar el vehículo en la salida del peaje de Alquerías del Niño Perdido, después de que éste circulara más de veintitrés kilómetros en sentido contrario.

La prueba de alcoholemia a la que se sometió el conductor arrojó resultado negativo y tampoco presentaba síntomas de haber consumido drogas.

Al hombre se le imputa un delito contra la seguridad vial por conducción de forma temeraria, con "manifiesto desprecio para la vida de las personas", ya que puso en peligro "la integridad física" de los conductores que circulaban por la vía, así como la suya propia.

Consulta aquí más noticias de Castellón.