La consejera de Educación, Universidad, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón ha entregado este miércoles en Zaragoza los Premios de Buenas Prácticas en materia de Convivencia correspondientes al curso 2011-2012 y 2010-2011. Estos galardones son un reconocimiento a la labor de concienciación y de carácter preventivo que realizan los centros educativos y que el Ejecutivo quiere promover y difundir. El acto se ha desarrollado en la Sala Hermanos Bayeu del Edificio Pignatelli.

El objetivo es que los centros, partiendo de su propio contexto, planifiquen y desarrollen de forma autónoma iniciativas y medidas que mejoren la convivencia escolar. Se busca avanzar en la aceptación y cumplimiento de las normas y fomentar los valores y actitudes de respeto a la diversidad cultural, en la promoción de la igualdad entre hombres y mujeres y en la prevención, detección y tratamiento de cualquier manifestación de violencia.

Los ganadores de la convocatoria 2011-2012 de los Premios de buenas Prácticas de Convivencia han sido el CEIP Cándido Domingo de Zaragoza, el IES Gúdar Javalambre de Mora de Rubielos (Teruel) y el CEE Jean Piaget de Zaragoza.

Por su parte los ganadores del curso 2010-2011, cuyos premios también se han entregado hoy, fueron el CEIP Román García de Albalate del Arzobispo (Teruel), el IES Salvador Victoria de Monreal del Campo (Teruel) y la Escuela de Arte de Huesca.

Estos premios se otorgan en tres modalidades: Educación Infantil y Primaria; ESO, Bachillerato y FP; y Educación Especial y otras enseñanzas, y conllevan una gratificación económica de 6.000 euros para los ganadores, 4.000 para el segundo premio y 2.000 para el tercero. Los accesits reciben 1.500 euros; todos ellos cofinanciados por el Fondo Social Europeo.

Educar para prevenir

La consejera Dolores Serrat ha felicitado a los premiados y ha mostrado su reconocimiento y el de la comunidad educativa a todos los centros que "de forma voluntaria pero con dedicación importante impulsan estas buenas prácticas porque los beneficiarios no son sólo quienes componen el centro sino toda la sociedad".

Serrat ha manifestado que el mejor tratamiento para mejorar la convivencia "es prevenir y para ello hay que educar". En este sentido ha invitado a profesores y equipos directivos a transmitir a los alumnos "el valor del respeto y de la autoridad, no entendida como autoritarismo sino como la autoridad de educador como garante de la igualdad en el escuela; una autoridad no porque sí sino una autoridad cargada de razones y buenos ejemplos".

Además la consejera ha invitado a los alumnos a ser constantes con su formación académica y en sus actitudes porque "todo el tiempo que dedican a su formación se lo están ganando al futuro, al suyo personal pero también al futuro de la sociedad".

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.