Jubilados
Dos jubilados marchan en una concentración sindical. EFE

La Confederación Estatal de Prejubilados y Pensionistas (CEPYP) ha expresado su "total rechazo" a la decisión del Gobierno del PP de no revalorizar las pensiones este año y ha denunciado que esta medida, junto a la congelación que sufrieron las pensiones en 2011 bajo el mandato de José Luis Rodríguez Zapatero, ha mermado el poder adquisitivo del colectivo en un 4,8%.

En concreto, CEPYP explica que la congelación de las pensiones en 2011 (sólo subieron las mínimas) supuso una pérdida del 2,9% a los pensionistas, a lo que hay que sumar el 1,9% que perderán este año por no recibir compensación alguna por la desviación del IPC en un 1,9%.

La organización ha criticado que, con la no actualización de las pensiones este año, "se vuelva a golpear" los ingresos del colectivo, máxime cuando existe un Fondo de Reserva que cuenta con 60.000 millones de euros.

"Esta nueva medida no deja de ser una consecuencia lógica de la política del Gobierno, que destina cantidades ingentes de dinero público al sistema financiero privado, mientras manifiesta que no hay dinero para atender las necesidades de la inmensa mayoría de la población", denuncia.