La Audiencia Nacional no investigará a los 35 detenidos el martes por los disturbios en la Plaza de Neptuno durante la protesta Rodea el Congreso, convocada por la coordinadora 25-S, porque entiende que los delitos de los que se les acusa en el atestado policial no son competencia suya.

Aunque en un principio Interior afirmó que a los arrestados se les acusaría de un delito contra organismos de la Nación, que es competencia de este tribunal, finalmente el atestado que ha llegado a la Audiencia los acusa de atentado, lesiones, resistencia, desobediencia y desórdenes públicos, según han confirmado fuentes de este órgano judicial a 20minutos.es.

El juez Santiago Pedraz, que se encuentra de guardia esta semana, ha emitido una providencia en la que dice haber tomado conocimiento de la detención de las 35 personas, y señala que ninguno de los delitos de los que los acusan son competencia de la Audiencia Nacional, "por lo que la unidad policial deberá actuar en consecuencia respecto de los mismos", añade.

Fuentes jurídicas han explicado que la Policía deberá ahora remitir los atestados a los juzgados ordinarios de instrucción en Plaza de Castilla, que son los que tienen la competencia para instruir los citados delitos.

Un "auténtico caos"

Están acusados de delitos de desorden público, daños y lesionesFuentes de la Audiencia, que ya habían mostrado previamente su malestar ante la actuación desarrollada desde el Ministerio del Interior con los detenidos, han criticado el caos reinante en este proceso, han denunciado que desconocen dónde se encuentran actualmente los arrestados y han confesado sentirse "perplejos" ante la indefinición de la Policía y la acusación.

También los abogados de los detenidos han denunciado "dilaciones indebidas en la puesta a disposición judicial" y que los arrestados están privados de libertad sin justificación alguna.

Por su parte, la Delegación del Gobierno en Madrid ha informado de que de los 35 detenidos, uno es menor y compacerá ante la Fiscalía de Menores; 29 han sido remitidos a los juzgados de Instrucción de la plaza de Castilla; y los cinco restantes, a la Audiencia Nacional.

Según la Delegación, debe ser el juez el que asuma o rechace esta causa y decida agregar la investigación sobre estos cinco detenidos por intentar asaltar las vallas al Congreso a la causa general que instruye.

El titular del Juzgado Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional imputó el pasado viernes a ocho personas por la convocatoria de la iniciativa Rodea el Congreso, a los que ha citado el próximo día 4 después de que los Juzgados de Instrucción de Madrid se inhibieran en favor de la Audiencia Nacional para que investigase los hechos.

Dos agentes, graves

Este miércoles en el Congreso, el director general de la Policía, Ignacio Cosidó, calificó los altercados del 25-S como "muy graves".

Según confirmaron fuentes policiales a 20minutos, entre los 35 detenidos hay al menos un miembro del grupo radical Iniciativa Internacionalista, así como personas pertenecientes a Izquierda Castellana.  Cuatro detenidos tienen antecedentes.

Un agente ha perdido la visión en un ojoEn cuanto a los heridos, las mismas fuentes explicaron que dos agentes resultaron heridos graves durante la protesta. Uno es un oficial que estaba infiltrado en la concentración y que fue ingresado con un traumatismo craneoencefálico severo. Ni la Jefatura de Policía ni la Delegación del Gobierno han aclarado quién le golpeó. Otro agente tiene un brazo roto.

El Servicio de Atención Urgente del Ayuntamiento de Madrid (Samur) solo atendió a 27 uniformados el #25S. Todos fueron dados de alta en el mismo momento. Varios fueron trasladados al hospital, pero únicamente para recibir puntos por cortes o para descartar lesiones más graves mediante la realización de placas.

La Policía, sin embargo, eleva a 40 los heridos. Ni el agente ingresado y ni el del brazo roto constan en el recuento oficial del Samur, dado que fueron llevados al hospital por sus propios compañeros.