El recién elegido secretario xeral de la Unión do Povo Galego (UPG), Néstor Rego (O Vicedo, 1962), que sustituye a Francisco Rodríguez al frente de esta responsabilidad, asegura que los objetivos de este partido se centran en "seguir contribuyendo de manera decisiva e importante", como otros colectivos integrados en el frente nacionalista, a "fortalecer la alternativa nacionalista que representa el BNG". Así, la UPG "cederá todo el protagonismo público" al BNG, si bien ha rechazado que se "identifiquen" ambas siglas puesto que, ha aclarado, "ideológicamente no son la misma cosa".

"La UPG ha asumido desde hace mucho tiempo una posición de ceder todo el protagonismo público al BNG. Nosotros a lo que aspiramos es a que la militancia de la UPG trabaje fundamentalmente para el nacionalismo organizado en el Bloque, y también para otro tipo de organizaciones, sindicatos y movimientos sociales, para consolidar la capacidad de organizarse por sí mismo al pueblo gallego y garantizar la capacidad de decidir como nación", ha expresado, en una entrevista a Europa Press, el que fue teniente de alcalde de Santiago de Compostela con el socialista Xosé Sánchez Bugallo en la Alcaldía.

Así, Néstor Rego incide en que el BNG "es una organización abierta, amplia y plural", con lo que, al respecto de quien "pretenda una identificación" de la UPG con el BNG, cree que "el objetivo es deturpar una imagen plural" del frente nacionalista, que "desde el punto ideológico no son la misma cosa".

De esta manera, el líder de la UPG ha explicado que el partido que lidera busca "criterios y principios propios ampliamente compartidos por el nacionalismo", y de ahí que haya "cedido" todo el "protagonismo" al frente del que forma parte y en el que es fuerza hegemónica. "Como partido no tenemos interés de actuación política, se ha cedido, se ha renunciado a la actuación política porque pensamos que quien tiene que desarrollarla es el BNG, y a eso dedicaremos nuestros esfuerzos", ha proclamado.

Así las cosas, Rego ríe cuando es preguntado si la UPG se podría ver fuera del BNG. "Yo espero que no", ha dicho entre pequeñas risas, para sentenciar, posteriormente: "Claramente no". "La UPG, tiene desde siempre como objetivo avanzar en el proceso de la autoorganización en la línea de conseguir más pronto que tarde la soberanía para el país", ha expuesto el líder del partido de ideología marxista-leninista, quien ha explicitado que ese fin "pasa por el hecho de agrupar esfuerzos, sensibilidades y la conciencia real de Galicia en un único frente".

Precisamente, y acerca de si la idea de construir un único frente común no colisiona con el hecho de no establecer ningún contacto con otros colectivos escindidos, Rego rechaza que sea así al explicar: "El problema no es que lo tengamos previsto o no (los contactos), el problema es que hay colectivos que acaban de marchar del BNG, que tienen un proceso diferente y una hoja de ruta establecida, y por lo tanto no es una cuestión nuestra, de voluntad, quien ha tomado otras decisiones y está actuando en base a esas decisiones es quien está adoptando un rumbo diferente".

"caería en saco roto"

En este sentido, advierte: "Que nosotros ahora dijésemos otra cosa no contribuiría a nada positivo, y al contrario, tenemos la sensación de que generaría confusión e incluso podrían provocar polémicas estériles". "Es evidente que cualquier propuesta en ese sentido caería en saco roto. Nosotros vamos a centrarnos en aquello que sabemos que es lo importante, que es fortalecer al BNG como frente político y fortalecer al BNG como alternativa al Partido Popular", ha remachado.

Con todo, declina hablar en términos de "perdón" a los escindidos. "Ese concepto tiene que ver más con la religión que con la política, no es aplicable a este caso", ha considerado Néstor Rego, quien ha aseverado que el BNG es una formación "transparente y absolutamente democrática". Por ello, ha considerado que "lo lógico", en una organización en la que el proceso interno se desarrolló "nítidamente público y transparente", es que se busquen "acuerdos y consensos", y sino, "se acepten las decisiones adoptadas democráticamente".

Tras la celebración del XIII Congreso Nacional de la UPG, Néstor Rego afirma no "notar en absoluto inmovilismo" en las tesis de la formación, y pone la observancia de lo "que ocurre en la Unión Europea" y la búsqueda de alternativas a ello como ejemplo de la acción política dirigida al contexto actual.

Así las cosas, Néstor Rego asume el cargo agradeciendo la "confianza" depositada en él, tanto por parte del Comité Central como del secretariado político. "Este cargo deriva de la decisión de un debate que se abrió en los órganos de dirección, en los que formaba parte Francisco Rodríguez. Fue por lo tanto, producto de una reflexión, de un debate colectivo, que produjo un altísimo consenso, una cuestión que me honra que fuese así", ha relatado.

"Por otro lado me hace asumir el cargo con enorme responsabilidad", ha afirmado Rego, quien ha agradecido la "confianza" del partido y de Francisco Rodríguez. Preguntado por si su predecesor le consultó su disponibilidad antes del congreso, contestó: "Sí, por supuesto, antes de hacer una propuesta es razonable consultar si esa persona tendrá disponibilidad o no para asumir este cargo".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.