Agentes de la Policía Nacional, en una operación conjunta con la Policía holandesa, han detenido a cinco miembros de una organización dedicada al tráfico de distintas sustancias estupefacientes, principalmente cocaína, desde Sudamérica a Holanda.

El grupo de narcotraficante blanqueaba además los beneficios obtenidos por su actividad ilícita. Entre los arrestos realizados, dos en España y tres en Ámsterdam, se encuentra el del cabecilla de la red, quien se había desplazado desde Holanda a Barcelona para presenciar un partido de fútbol entre el Barça y el Milán. Fue detenido a su llegada a la ciudad condal.

La operación se inició en Holanda cuando las autoridades de dicho país tuvieron conocimiento de la presencia de un grupo delictivo dedicado al tráfico de estupefacientes en su país.

Algunos de sus miembros residían en España, motivo por el cual las autoridades holandesas emitieron una comisión rogatoria para la localización e investigación de estos individuos, así como de otros integrantes que viajaban con frecuencia hasta nuestro país a fin de organizar los envíos de la droga a los Países Bajos.

Antes del encuentro barÇA-MILÁN

Tras iniciar las primeras pesquisas, los agentes localizaron a tres integrantes de la organización, dos de ellos en Vigo (Pontevedra) y un tercero en Barcelona.

Además, los investigadores averiguaron que el cabecilla tenía previsto realizar un viaje hasta la ciudad condal para presenciar el partido de fútbol Barça-Milán. A partir de esta información se establece un dispositivo policial para detener a los traficantes en colaboración con la policía de Holanda.

La Policía Nacional detuvo al ciudadano holandés que residía en Barcelona y también al principal responsable de la trama cuando llegaba al aeropuerto del Prat.

Mientras, los dos individuos localizados en Vigo se habían desplazado a Ámsterdam, circunstancia que fue comunicada a la policía holandesa que procedió a su arresto en el aeropuerto de esta ciudad. También en este país se logró la detención de un quinto miembro.

Los agentes han procedido al registro de seis domicilios, dos de ellos en nuestro país, donde se ha intervenido un vehículo de lujo, siete relojes de alta gama y 10.000 euros en efectivo. Además se han bloqueado las cuentas corrientes de uno de los arrestados en España.

La operación ha sido realizada por la Brigada de Blanqueo de Capitales de la UDEF Central, en colaboración con al Brigada Provincial de Policía Judicial de Barcelona, todo ello de forma conjunta con la policía holandesa.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.