Detenida la presunta asesina de 3 ancianas en Barcelona (MG / EFE)
Detenida la presunta asesina de 3 ancianas en Barcelona (MG / EFE) MG / EFE

La anciana que se sospechaba que podía ser la cuarta víctima de la presunta asesina en serie de Barcelona no murió de forma violenta por asfixia, según informaron a Efe fuentes judiciales.

La ampliación de la autopsia efectuada el miércoles al cadáver de la mujer que vivía en la calle Enric Granados ha concluido que la mujer murió de un ataque cardíaco y que al caer se golpeó en la cabeza.

Registro domiciliario

Los Mossos d'Esquadra han concluido el registro efectuado en la vivienda de Remedios S.S., la presunta asesina en serie de ancianas detenida el martes en Barcelona, y han encontrado varias cosas "que la relacionan con los casos que se investigan", según fuentes de la investigación.

La mujer, que se mostró "poco colaboradora", según han señalado las mismas fuentes, sufrió un ataque de histeria, se negó a entrar en su casa para el registro, tuvo que ser introducida en volandas por tres agentes y, una vez dentro, se desentendió por completo y no facilitó la tarea de la comitiva policial, que fue acompañada por un secretario del juzgado que instruye el caso.

Los investigadores dan por seguro que actuaba sola

La policía autonómica está acabando de analizar los objetos encontrados en la casa de la detenida, entre los que podría figurar alguna joya y monederos sustraídos a las víctimas, para acabar de perfilar el interrogatorio al que será sometida hoy la sospechosa.

Los Mossos están revisando todas las muertes de ancianas ocurridas en sus domicilios de Barcelona en los últimos tiempos para ver si algunos de los objetos que se han encontrado tienen relación con ellas.

Si se confirma, Remedios celebrará su 49 cumpleaños en prisión el próximo 22 de julio.

Seis horas de registro

El registro efectuado en el ático del edificio número 28 de la calle Mosén Quintí Mallofré comenzó pasadas las 20.00 horas de ayer y ha concluido sobre las 02.00 horas de hoy.

De momento, los investigadores ya han descartado que Remedios S.S., "Reme", como le llamaban sus allegados, haya contado con ningún cómplice y dan por seguro que actuaba sola.

Por el momento, se desconoce si actuaba movida por su afición al juego, especialmente a las máquinas tragaperras, o por algún trastorno psicopático.

La cocinera de los Policías

Remedios S.S., de 48 años, cocinera desde hace "casi tres años" en un céntrico bar de Barcelona, separada y con dos hijos mellizos mayores de edad, no tiene ningún antecedente policial.

Los propietarios del bar Cebreiro no daban crédito ayer de que su cocinera pueda ser la temida asesina de ancianas.

Manuel Méndez y María Falcato, gallegos, propietarios del establecimiento, alabaron su profesionalidad.

«Nunca jugó a las tragaperras». Era «amable, cariñosa y muy trabajadora, más fuerte que un toro». Jamás «fue vista de mal humor».

Su relación con los clientes «incluidas las ancianas» era irreprochable.

Elogios

Se llevaba especialmente bien con los policías nacionales de la comisaría de Balmes, que cada día alababan sus guisos.

Era amable, cariñosa, muy trabajadora y más fuerte que un toro

Una vida difícil. Dos veces separada, lo acababa de dejar con su novio Rafael, un taxista gallego de 62 años.

Una hipoteca en trámite, 12 hermanos y dos hijos en Barcelona. Su mejor amiga, Naiara, es una joven magrebí que conoció en un centro de acogida.

En la Vía Júlia, donde residía, los vecinos la conocían «de vista». Sólo a uno le llamó la atención que «iba hablando sola».

Galería de homicidas de los últimos años

Hay cuatro antecedentes recientes. De confirmarse la autoría de los tres asesinatos, Remedios compartirá su macabra fama con otros homicidas.

El asesino de Lesseps: José Ignacio Orduña. Violó a una decena de ancianas en los 80. Al salir de la cárcel, en 1997 asesinó y robó a una mujer de 80 años.

El asesino del Putxet: Juan José Pérez Rangel mató a martillazos a dos mujeres de 46 y 49 años, en un aparcamiento privado del barrio del Putxet en enero de 2003.

El asesino de policías: Pedró Jiménez, de 35 años, fue detenido por asesinar a dos jóvenes policías en prácticas, de 23 y 28 años, en un piso de L'Hospitalet en 2003.

Monstruo de Machala: Gilberto Antonio Chamba, de 43 años, violó y estranguló a 8 mujeres en Ecuador. En Lleida está acusado de la muerte de Mª Isabel Bascuñana, de 21 años, en 2004.