El Gobierno ha condenado este lunes la decisión "arbitraria" de las autoridades argentinas de expropiar YPF y ha anunciado que adoptará medidas "claras y contundentes" en defensa de los intereses de Repsol y de todas las empresas españolas en el exterior.

Esta posición del Ejecutivo ante la toma de control de YPF por parte del Gobierno argentino ha sido expuesta en una comparecencia ante los periodistas en el Ministerio de Asuntos Exteriores del titular de este departamento, José Manuel García Margallo; el de Industria, José Manuel Soria, y el secretario de Estado de Comercio, Jaime García Legaz. Para el Ejecutivo español, según García Magallo, se"rompe el clima de cordialidad y amistad" que tradicionalmente han unido a España y Argentina y ha pedido que esta medida se discuta en el Pleno que está teniendo lugar en Estrasburgo.

Asimismo, el titular de Exteriores ha recordado la contribución que España ha tenido con Argentina "en sus peores horas" y ha expresado la "enérgica" condenado del Ejecutivo a esta "arbitraria" medida y "pésima decisión" entre "países amigos".

"Medidas claras y contundentes"

El Gobierno tomará todas las medidas que crea convenientes para defender los intereses de RepsolGarcía-Margallo y el de Industria y Energía, José Manuel Soria, han comparecido para valorar la decisión del Gobierno argentino de expropiar el 51% de YPF tras la reunión de urgencia que han mantenido con el presidente del GobiernoMariano Rajoy y la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría.

Soria ha señalado que se trata de una decisión hostil contra Repsol y, por tanto, contra España y contra el Gobierno español. De ahí que haya anunciado que las medidas que adoptará el Gobierno en los próximos días serán "claras y contundentes" y haya asegurado que ya se está trabajando en ellas.

Pese a entender que Argentina ha roto las reglas del diálogo, Soria ha confiado en que este "clarísimo gesto de hostilidad" no sea "el principio de una escalada que sólo contribuiría a agravar más una situación ya de por sí grave".

"El Gobierno quiebra el acuerdo verbal al que se llegó en Buenos Aires el 28 de febrero entre España y Argentina. En este acuerdo se decidió que los posibles contenciosos por este tema se resolverían por la vía del diálogo, añadió Soria. El titular de Industria envió una carta a su llegada a España para comenzar el proceso pero ha matizado que "nunca hubo respuesta" y no se llegaron a iniciar las conversaciones.

Una de las medidas es la convocatoria este martes por parte de Exteriores del embajador de Argentina en EspañaSoria ha apuntado que en Argentina hay otras empresas españolas del sector financiero, de telecomunicaciones y energético, que "tienen intereses y tienen acometidas inversiones" en ese mercado. Además de ser una "pésima" decisión para España y Argentina, Margallo ha opinado que la expropiación es una "malísima noticia" para la seguridad jurídica que debe regir las relaciones entre los países amigos.

También lo ha considerado una decisión "extremadamente lesiva para el pueblo argentino" por ser un posible freno a la inversión extranjera en el país suramericano, así como para los miles de accionistas que invirtieron en la petrolera española. Por su parte, Soria ha afirmado que la medida es "discriminatoria", ya que sólo se ha aplicado con Repsol y no con otros operadores extranjeros con presencia en el país.

"Las medidas se anunciarán todas cuando sea oportuno, no en un momento de arrebato por la indignación", ha dicho Margallo. El ministro de Exteriores ha anunciado que ha solicitado al pleno del Parlamento Europeo para que se debata mañana el asunto de la expropiación para que Estrasburgo respalde a España. Otra de las medidas que ya ha trascendido es la convocatoria este martes por parte de Exteriores del embajador de Argentina en España.

Margallo ha considerado "extravagante" que tras anunciar la expropiación, el Gobierno argentino haya ordenado desalojar "manu militari" a los directivos españoles de Repsol de la sede de YPF en Buenos Aires. "No recuerdo un precedente similar en mi ya larga vida en este mundo", ha añadido.

Rubalcaba respalda al Gobierno

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha expresado su apoyo al Gobierno ante las decisiones que adopte tras la intervención de YPF y ha hablado con el presidente de Repsol, Antonio Brufau, para trasladarle también su apoyo a esta compañía.

Rublacaba ha hablado con el presidente de Repsol para trasladarle también su apoyoFuentes socialistas han informado que el PSOE está a la espera de conocer las decisiones que tome el Gobierno español ante esta actitud de las autoridades argentinas. "Como ya ha dejado claro en los últimos días, el PSOE respalda al Gobierno en las medidas que tenga que tomar en defensa de los intereses de las empresas españolas", han añadido las mismas fuentes.

Durante el fin de semana, Rubalcaba ya había mantenido una conversación con el presidente de Repsol en la que éste le había trasladado que era optimista ante la evolución del conflicto en relación con YPF.

CE: "Señal negativa a los inversores"

La Comisión Europea ha advertido por su parte este lunes al Gobierno argentino de que la expropiación del 51% del capital social de YPF enviaría una señal "muy negativa" a los inversores, nacionales e internacionales y podría dañar seriamente el clima de negocios en Argentina", señaló el portavoz europeo de Comercio, John Clancy.

Clancy expresó el deseo de la Comisión Europea de que las diferencias entre el Gobierno argentino y Repsol YPF puedan ser limadas a través de una solución común que satisfaga a ambas partes.

Griñán: "Se exigirán responsabilidades"

El presidente del PSOE y de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, ha asegurado que si Argentina no se somete al Estado de Derecho, tras anunciar el Gobierno de este país que remitirá al Parlamento una norma en la que declara "de utilidad pública y sujeto a expropiación" el 51% del capital de YPF, se le podrán exigir "internacionalmente las responsabilidades correspondientes".

Cualquier nacionalización exige indemnizaciones  si se haceEn una entrevista concedida a Onda Cero, en la que Griñán ha sido informado del anuncio realizado por parte del Gobierno de Argentina, que acababa de producirse, el dirigente socialista ha insistido en que quien está en una comunidad internacional regida por el principio del Estado de Derecho "debe someterse al Estado de Derecho".

Tras asegurar que los principios jurídicos hay que mantenerlos "siempre" en la comunidad internacional y que Argentina forma parte "importante" de esa comunidad, el presidente del PSOE también ha destacado que cualquier nacionalización "exige indemnizaciones y contraprestaciones si se hace"

Rosa Díez: "No se puede consentir"

La líder de UPyD, Rosa Díez, cree que la decisión de Argentina genera un problema de "inseguridad jurídica" a las empresas españolas y europeas, por lo que ha exigido una respuesta del Gobierno y de la Unión Europea (UE). "No se puede consentir que a mitad del partido se cambien las reglas del juego. Ni Argentina ni ningún otro país", ha subrayado Rosa Díez en declaraciones a los medios.

No se puede consentir que a mitad del partido se cambien las reglas del juegoSegún ha dicho la portavoz de UPyD en el Congreso, es intolerable que el Ejecutivo de la presidenta argentina, Cristina Fernández, "no respete" los compromisos contraídos. Se trata de una decisión "muy grave", que requiere, en su opinión, una respuesta por parte del Ejecutivo de Mariano Rajoy y de también de Bruselas.

Rosa Díez ha recordado que la UE ha hecho una apuesta "muy fuerte" con Mercosur y, por tanto, también cree que los países integrados en este organismo deben pedir explicaciones a la presidenta argentina.