El último desfile de la Fiesta Nacional de la era Zapatero: austero y con tímidos abucheos

  • La Familia Real ha presidido el desfile militar.
  • El homenaje por los caídos fue uno de los momentos más emotivos.
  • Poco antes de que comenzara el acto, se pudo ver a los candidatos a la presidencia, Rubalcaba y a Rajoy, conversando durante más de 15 minutos.
  • Algunos museos de Toledo, Santillana del Mar, Mérida o Madrid, entre otras ciudades, permanecerán abiertos al público y serán gratuitos.
El Rey, a bordo de un vehículo, pasa revista a las tropas junto al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.
El Rey, a bordo de un vehículo, pasa revista a las tropas junto al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.
Efe

Los reyes y el resto de miembros de la Familia Real, entre ellos los Príncipes de Asturias, presidieron este miércoles el desfile del Día de la Fiesta Nacional, el último de la era Zapatero, que contó con la participación de unos 3.000 militares.

El desfile, que este año cambió su recorrido y ha sido más austero, transcurrió desde Atocha a Colón y cubrió unos 1.800 metros, un poco más largo que otros años. A las 10:30 horas, con la llegada de los reyes a la madrileña plaza de Neptuno, dio comienzo el desfile militar con el himno nacional de fondo y algunos tímidos abucheos, que se pudieron escuchar cuando Don Juan Carlos saludó al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

Unos 3.000 militares, 147 vehículos y 55 aviones y helicópteros participaron en la parada militar, a la que acudieron miembros del Gobierno, presidentes autonómicos, representantes del Congreso y el Senado y dirigentes políticos como el líder del PP, Mariano Rajoy.

Durante el acto, por megafonía, se pidió  respeto en los momentos más solemnes. Se trataba así de evitar los silbidos que han empañado la Fiesta Nacional en otras ediciones, y especialmente el pasado año, en el que un grupo abucheó durante el acto del homenaje a los caídos. Los asistentes han respetado las recomendaciones y el silencio ha reinado durante el homenaje a los caídos, uno de los momentos más emotivos de la jornada.

Poco después, Don Juan Carlos pasaba revista a las tropas. Lo hizo por primera vez a bordo de un vehículo militar mientras miembros de la Familia Real y Zapatero lo acompañaban a pie.

También como novedad la tribuna de los reyes contó con sillas, posiblemente para que el monarca, operado en septiembre del tendón de Aquiles, pudiera tomar asiento si así lo necesitaba. En la recepción posterior en el Palacio Real a un millar de invitados, Juan Carlos I ha charlado con los periodistas. Les ha indicado que su recuperación va "bien pero está siendo pesada". Como el rey no puede estar mucho tiempo de pie, el tradicional besamanos con cada uno de los invitados se ha limitado a un saludo general a las principales autoridades.

Recibieron el saludo de la Familia Real el presidente del Gobierno y su esposa, Sonsoles Espinosa; el presidente del Congreso, José Bono; del Senado, Javier Rojo; el presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Dívar, y el presidente del Tribunal Constitucional, Pascual Sala. En la recepción, don Juan Carlos y doña Sofía estuvieron acompañados por los príncipes de Asturias, los duques de Palma y la infanta Elena.

Ausencias del desfile

Varios dirigentes regionales y algunos ministros no han acudido a la celebración del desfile. Entre los ministros que no han asistido están el de Trabajo, Valeriano Gómez, el de Fomento, José Blanco, la de Sanidad, Leire Pajín, la de Medio Ambiente, Rural y Marino, Rosa Aguilar, y el de Presidencia, Ramón Jáuregui.

Como en anteriores ocasiones, los presidentes autonómicos de País Vasco, Andalucía, Baleares, La Rioja y Murcia no han acudido. El presidente de la Generalitat, Artur Mas, tampoco ha acudido. Su antecesor en el cargo, José Montilla, si asistió al desfile entre 2007 y 2010. Falta también el presidente de Canarias y el de Cantabria.

Museos abiertos y gratuitos

Salvo el Congreso y el Senado, numerosas instituciones y museos han abierto sus puertas de forma gratuita, entre ellos El Prado, el Thyssen, el Reina Sofía o el Museo del Ejército de Toledo.

También lo han hecho el Palacio Real de Madrid, el Palacio Real de El Pardo, el Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial, la Biblioteca Nacional, el Museo de El Greco (Toledo), el Museo de Altamira (Santillana del Mar) o el Museo Nacional de Arte Romano (Mérida).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento