Los mariscadores a flote de la Ría de O Burgo han reanudado este viernes la actividad tras decretar la Consellería do Mar su reapertura al marisqueo, después del cierre cautelar el pasado 2 de septiembre por el vertido de más de 30.000 litros de queroseno.

Según ha informado a Europa Press un portavoz de Cofradía de Pescadores de A Coruña, este viernes han retomado la actividad los mariscadores a flote, colectivo que integran algo más de una veintena de personas, y el lunes, día 26, lo harán los de a pie, compuesto por unos 80 mariscadores.

La Consellería do Mar acordó autorizar de nuevo la actividad después de que, en las analíticas realizadas por el Instituto para o Control do Medio Mariño (Intecmar), no se detectasen restos de hidrocarburos en los moluscos ni de toxina lipofílica.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.