Esperanza Aguirre
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre. EFE

La presidenta de Madrid, Esperanza Aguirre, ha anunciado este miércoles que ha tenido "la ocurrencia" de enviar una carta a los 164.000 funcionarios de la Comunidad, entre ellos a los profesores de secundaria, pidiéndoles que le den "ideas para ver de donde se puede ahorrar" dinero público.

Así lo ha anunciado la presidenta en rueda de prensa posterior al Comité de Dirección que ha celebrado el PP de Madrid donde ha indicado que esta idea es a día de hoy "sólo una ocurrencia", pero que está segura de que al menos "100 o 200 funcionarios" darán "magníficas ideas", aunque ha admitido que "la mayoría pedirá que le bajen el sueldo a ella o que le quiten el coche".

Ha añadido que cometió un error y que lo reconoce Aguirre, que ha comenzado la rueda de prensa deseando "un pronto y total restablecimiento" al vicealcalde de Madrid, Manuel Cobo, ha incluido entre los destinatarios de esa carta a los profesores de la ESO que protagonizan movilizaciones contra la ampliación de su jornada lectiva, a los que ha pedido reiteradas disculpas por haber afirmado recientemente que sólo trabajaban 20 horas a la semana.

La presidenta se ha disculpado públicamente por aquellas palabras "poco afortunadas" del pasado jueves y, tras asegurar que sabe "perfectamente" cual es la jornada laboral de los profesores de la ESO, ha añadido que cometió un error y que lo reconoce.

En cambio, ha negado tajantemente que la carta que envió a los afectados por las dos horas semanales de ampliación de la jornada lectiva tuviera faltas de ortografía, como se ha dicho, y ha atribuido la ausencia de algunas tildes a los "duendes de la tecnicalitis" informática, que hicieron que la empresa de las nóminas "escaneara" mal la misiva y olvidase "teclear los acentos".

Para demostrar sus afirmaciones, ha mostrado públicamente la carta original, sin faltas de ortografía, y ha lamentado que se haya difundido "la otra", donde además aparece el escudo de la Comunidad de Madrid pues, ha dicho con ironía, "decidieron que 'La presidenta' se veía poco y lo pusieron".

Lo que se les pide a los profesores es legal Aguirre ha admitido que los profesores tienen que trabajar también fuera del aula para preparar las clases y tras reiterar que "quien tiene boca se equivoca" por haber dado a entender lo contrario, se ha mostrado "convencida" de que los docentes madrileños son "los que han tenido mayor respaldo de un Gobierno en la historia de la Educación en España".

Por eso, ha dicho que les ha pedido que hagan "un esfuerzo" y que contribuyan a ahorrar dinero público en estos tiempos de crisis y ha asegurado que la calidad de la enseñanza pública no se va a "resentir" porque se amplíe la jornada laboral de los docentes, sino que, por el contrario, "mejorará".

"Huelga absurda, irracional y política"

Según la presidenta, la huelga que se podría llevar a cabo en los institutos de Madrid es "absurda, irracional y política" porque los profesores "se han negado a ir a negociar con la Consejería de Educación y no dicen lo que piden" y porque en definitiva "lo que se les pide es legal".

Una huelga, ha dicho, que en su opinión representa "un buen ensayo general de lo que va a hacer la oposición cuando el PP gane las elecciones", y ha exclamado a continuación: "¡qué le vamos a hacer; anchas son nuestras espaldas". Aguirre ha afirmado que la oposición está "grogui" y aprovecha cualquier "conflicto que pueda aparecer", como la protesta del profesorado, para utilizarlo en contra del PP de cara a la convocatoria del 20-N.

Consulta aquí más noticias de Madrid.