Más de un centenar de indignados se manifiesta frente a la sede del Banco de España

  • Presentaron un manifiesto en el registro del Banco de España.
  • En él que denuncian el "chantaje" de los organismos internacionales.
  • Por su parte, los policías están "hartos" de las "provocaciones" de los integrantes del Movimiento 15-M que les "escupen" y les "tratan de hijos de puta".
Un grupo de manifestantes frente al Banco de España.
Un grupo de manifestantes frente al Banco de España.
EFE

Cerca de un centenar de "indignados" se manifestaron este jueves frente al Banco de España en una acción promovida por el grupo de economía del 15-Mcon el objeto de protestar por la "complicidad" del organismo con las prácticas especulativas que generaron la crisis.

Así lo explicaron los "indignados", que presentaron un manifiesto en el registro del Banco de España en el que denuncian el "chantaje" de los organismos internacionales por "obligar" a los Estados a asumir ajustes del gasto público en materia social para pagar la deuda que las entidades financieras han generado.

El texto incide en que el aumento de la deuda pública se debe fundamentalmente a las ayudas otorgadas a la banca, siendo ahora los ciudadanos los que "pagan las consecuencias por la adopción de drásticos recortes sociales", según destacó un portavoz de este colectivo.

Respecto a las agencias de calificación, el manifiesto destaca el "oligopolio formado por Moody's, Fitch y Standard & Poors, que actúan como auténticas agencias de especulación amparadas por las instituciones financieras internacionales".

El movimiento 15-M acusa a estas agencias de calificar la solvencia mediante "criterios oscuros, siempre al servicio de maniobras especulativas, poniendo al borde de la quiebra a los países del sur de Europa".

La movilización transcurrió sin graves incidentes, con los "indignados" coreando consignas habituales del movimiento como "vuestra crisis no la pagamos" y bajo pancartas que calificaban al Banco de España de culpable por no supervisar. Además, la manifestación se desplazó a la sede de la agencia de calificación Fitch en Madrid, en la que se acusó de "criminales y culpables a las agencias de calificación".

Los policías, "hartos" de los 'indignados'

La Unión Federal de Policía (UFP) ha asegurado que los agentes están ya "indignados", "irritados", "hartos", "rabiosos" y "coléricos" ante las "provocaciones" de los integrantes del Movimiento 15-M "que nos escupen", "nos mean en las botas" y "nos tratan de asesinos, maltratadores e hijos de puta".

En un comunicado, la UFP niega rotundamente que este miércoles se produjera una carga de la Policía Nacional en las inmediaciones del Congreso de los Diputados y asegura que los agentes se limitaron a trasladar a las aceras a treinta "indignados" que estaban cortando la circulación, "secuestrando a miles de ciudadanos en sus coches".

El sindicato critica también la actitud de la delegada del Gobierno en Madrid, Dolores Carrión, a quien recuerda que es la "máxima responsable" de las Fuerzas de Seguridad del Estado en la comunidad y a quien corresponde ordenar "cuándo, cómo y por qué se carga o desaloja".

"A ver si se entera de una vez", afirma la UFP que reprocha a Carrión "su no presencia" y "la falta de alguna orden al respecto" mientras los policías siguen aguantando en la calle "escupitajos y peinetas en las narices". "Ellos serán los indignados del 15-M, nosotros somos los indignados del 15-M, el 16-M, el 17-M y así, hasta hoy", lamenta el sindicato.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento