El camino de los 'indignados'
Así es el camino de los 'indignados'. Henar de Pedro

El 15-M es la revolución atípica. Cronológicamente bizarra. Surgió en la Red. Explosionó en la Puerta de Sol. Invadió las plazas más populares. Y ahora seis frentes peregrinan a la conquista de la Península. Decenas de 'indignados' caminan  desde distintos vértices del país para 'ocupar' Madrid el próximo 23 de julio. Skype es su agenda. Han evolucionado a través de la tecnología. Y son fieles a sus orígenes: cada día celebran una videoconferencia para coordinar acciones y organizar la entrada en la capital.

Los tres puntos de consenso alcanzados por el  #15M –democracia participativa, transparencia política y separación de poderes– son su hoja de ruta. Sin embargo, el contacto directo a través de asambleas con la España más interior, rural y real ha 'glocalizado' su acción. Todos los organizadores citan durante la conversación dos inquietudes comunes: el grado de indignación de los españoles es similar –muy alto– en todos los pueblos de España y el caciquismo marca –todavía– la agenda política de numerosos municipios españoles.

Ruta norteña - Cuarenta personas caminan desde el norte. Tienen edades comprendidas entre 18 y 70 años. Se despiertan a las seis de la mañana y hacen 25 kilómetros al día. El equipo de avanzadilla viaja en coche y realiza labores de producción. Busca alojamiento, emplazamiento para celebrar la asamblea y explica en el pueblo quiénes son y los objetivos. Las principales preocupaciones: el desempleo y la falta de ayudas sociales.

Ruta noroeste - Setenta personas viajan hacia Madrid. La media de edad roza la treintena. Han experimentado el auténtico miedo al caciquismo en pueblos pequeños y han atravesado un pueblo zamorano sin agua potable. En el siglo XX. Han trasladado la política a la barra del bar y alentado a la gente a luchar en democracia.

La gente se sorprende de que seamos gente tan civilizada Ruta nororiental - "La gente se sorprende de que seamos gente tan civilizada, los estereotipos han hecho mucho daño al 15-M". Un triunfo de la ruta: alentar a los habitantes de Vilafranca del Penedés a acudir al pleno e impedir que el alcalde se subiese el sueldo un 20%. "En España hay un problema enorme de transparencia", matiza David. Atravesaron pueblos de 60 habitantes en el que la II República es todavía tabú.

Ruta canaria - Los 'indignados' tinerfeños giran sobre la isla. Intervienen en pueblos y asesoran sobre acción social. "Tenerife arde con la subida de sueldos oficiales y el deterioro de la calidad de vida". El 23 se concentrarán en Santa Cruz.

Ruta sureña - Evitaron un desalojo en El Coronil junto a otros vecinos y explicaron a los habitantes cómo poner una hoja de reclamación para denunciar la ausencia sistemática del farmacéutico en un pueblo. "Así es como se cambian las cosas, con acciones insignificantes que cambien la vida a la gente".

Ruta este - Estimular a los pueblos a crear asambleas es el triunfo más importante de la marcha del este, que salió de Valencia, Murcia y Alicante. La persona más anciana de la ruta tiene 75 años. El más joven, 8 años.

Ruta extremeña - Los 'indignados' viajarán en bus y coches para llegar el día 23 a Madrid.

Ruta de Zaragoza- La marcha salió de la capital zaragozana el pasado 6 de julio y tiene previsto alcanzar sobre estos dias Sigüenza.

Organización desde Madrid

El 15-M de Madrid ultima los preparativos para recibir a los 'indignados' el sábado 23. Hay dos datos clave y muchas incógnitas. El primer encuentro se producirá en la Puerta de Sol a las 20.00 h y el domingo 24 han convocado una manifestación. Sin embargo, ni una sola pista sobre dónde y hasta cuándo se alojarán los más de 400 peregrinos. "Será en el centro, pero no podemos dar pistas", dicen.