Perro
El animal permaneció durante cuatro meses en la puerta del hospital. FACEBOOK

Durante cuatro meses un perro ha estado acudiendo diariamente al hospital donde vio a su dueño por última vez.

Según recoge el diario The Independent, en el pasado mes de octubre, un hombre brasileño recibió una puñalada  en una pelea callejera y fue trasladado al hospital Santa Casa de Novo Horizonte, en Brasil.

El hombre, un sin techo de 59 años, murió a causa de las heridas, pero su mascota continuó velándole en la puerta del hospital después del fallecimiento.

El animal logró llegar al hospital después de perseguir a la ambulancia que transportaba a su dueño. Durante esos meses de espera, el personal del hospital le dio comida y agua al perro, hasta que finalmente encontraron una perrera local para él, a 3km del hospital.

Sin embargo, con el paso de las semanas y ya estando en la perrera, el animal logró escapar y regresó a la puerta del hospital a seguir esperando a su dueño.