Edurne
La cantante Edurne. JORGE PARÍS

Que los artistas cambien de representante no suele ser noticia, son asuntos internos que poco o nada interesan a aquellos que les siguen por su música, sus película, su belleza o sus escritos, pero en estos tiempos de redes sociales con ecos distantes todo es susceptible de convertirse en titular.

Este mismo miércoles la cantante Edurne decidió comunicar a todos sus seguidores, más de 1,12 millones en Twitter y casi un millón en Instagram, que abandonaba la oficina de Alaia Productions, agradeciendo a Óscar Tarruella y su equipo los últimos cuatro años de trabajo. 

Un tuit que dejó fijado y una  historia de Instagram que recibieron la respuesta del representante de artistas con una elección de palabras de la que se puede deducir que quería que quedase claro que, por motivos desconocidos, es la agencia la que ha abandonado a la artista, y no ella la que ha dejado.

Un matiz importante cuando se rompe cualquier relación. 

Pero la historia no acaba aquí. Varios seguidores de Edurne mencionaron a Paquita Salas,   la peculiar representante que da nombre a la serie de 'los Javis' interpretada por el actor Brays Efe, que recogió el guante inmediatamente.

Por cierto, algo más que hemos aprendido de todo este affair es que Edurne no es vegetariana y que no hace feos a los torreznos, tendencia gastronómica, pese a lo que cuesta en el gimnasio compensar su ingesta.