Lego Harry Potter Hogwarts castillo
Imagen del castillo de Hogwarts de LEGO. LEGO

El 1 de septiembre un joven Harry Potter, quien hasta entonces creía que no era más que un simple muggle, atravesó la pared de ladrillos del andén 9 y ¾ de la estación londinense de King's Cross.

El viaje de este mago ha sido el anhelo y la compañía de muchos de los ávidos lectores que devoraron la saga de J. K. Rowling, unos fans que sueñan con recibir la carta de aceptación en la escuela de magia y hechicería Hogwarts.

Aunque por el momento la llegada de esta misiva siga siendo una fantasía, la empresa Lego ha decidido cumpir los anhelos de los seguidores de Potter: ahora podrán construir su propia versión de Hogwarts en casa.

La compañía de bloques ha anunciado que pondrá a la venta una versión de 6.020 piezas del mítico castillo el próximo 1 de septiembre, coincidiendo con el inicio del curso escolar para los magos.

El precio de salida de la construcción rondará los 400 euros y contará con unas dimensiones de 58 centímetros de alto x 69cm de ancho y 43cm de profundidad.

Además de ser enorme, el castillo incluirá escenarios sacados directamente de los libros y las películas, unos guiños que agradecerán los muggles de su mago favorito. En total serán 27 las figuras, contando a estudiantes, estatuas, profesores y, cómo no, cinco dementores.

La cabaña de Hagrid, la Sala de los Menesteres, el Cáliz de Fuego, la sala de clases de Defensa Contra las Artes Oscuras, la Sala Común de Gryffindor, Aragog, los despachos de Umbridge y Dumbledore e, incluso, la Cámara de los Secretos del segundo tomo, al que se podrá acceder por un pasadizo oculto custodiado por el basilisco.

Una pieza de colección con todo lujo de detalles para mayores de 16 añosque hará posible el viaje a Hogwarts sin necesidad de varita.