Nace un bebé hipopótamo a pesar de que su madre tomaba anticonceptivos

El zoológico de Cincinnati ha dado la bienvenida a un nuevo miembro, un bebé hipopótamo recién nacido. El parque todavía no ha confirmado el sexo del animal, pero ha podido certificar que ha pesado más del doble que su hermana mayor, Fiona, de cinco años de edad y nacida también en cautividad. ​La madre y el bebé se encuentran sanos y salvos pero todavía no están a la vista del público, el zoológico ha prometido enviar material gráfico de ambos sin tener que molestar a los animales.
El zoológico de Cincinnati ha dado la bienvenida a un nuevo miembro, un bebé hipopótamo recién nacido. El parque todavía no ha confirmado el sexo del animal, pero ha podido certificar que ha pesado más del doble que su hermana mayor, Fiona, de cinco años de edad y nacida también en cautividad.​La madre y el bebé se encuentran sanos y salvos pero todavía no están a la vista del público, el zoológico ha prometido enviar material gráfico de ambos sin tener que molestar a los animales.
El nacimiento del bebé hipopótamo.
Externos

En torno al 28 de diciembre de 2022, día de los Santos Inocentes, se informó al personal del Zoo y Jardín Botánico de Cincinnati que la hipopótamo Bibi, una ejemplar de 23 años, estaba embarazada.

La joven, como una veinteañera más, tomaba anticonceptivos, por lo que la mayoría de los trabajadores pensó que se trataba de una broma, fruto del gracioso de turno, y más en la fecha en que se produjo.

Pero dicen que entre broma y broma la verdad asoma y, así, vio la luz (o más bien la oscuridad) el pequeño, que llegó al mundo este miércoles 3 de agosto sobre la 22.00 horas.

"Esta cría nos parece enorme porque Fiona, la primera cría de Bibi, solo pesaba 13 kilogramos cuando nació seis semanas antes de tiempo y no era capaz de ponerse de pie por sí misma. Esta nueva cría pesa por lo menos el doble que Fiona y ya camina", dijo Christina Gorsuch, directora de cuidado de animales del zoo de Cincinnati.

El equipo de hipopótamos notó una diferencia en el comportamiento de Bibi, la mañana del 2 de agosto, y el zoo compartió la noticia de que estaba mostrando signos consistentes con estar de parto. Estaba muy nerviosa fuera de su cobijo, pero en cuanto entraba se tranquilizaba y mostraba voluntad de querer quedarse allí.

"Bibi y el bebé, aún sin nombre, pasarán las próximas dos semanas estrechando lazos entre ellos", dijo Gorsuch. "Una hembra alejaría a su recién nacido durante ese tiempo en la naturaleza, y nosotros intentamos dar a Bibi la opción de hacer lo que le resulte natural". 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento