Una familia británica, sorprendida por unos 'extraños crustáceos' sin saber que son percebes valorados en 54.000 euros

  • "Fuimos a echar un vistazo y parecía algo que no era de este mundo", declaró el padre.
Martyn Green, su esposa Gemma y su hijo Daniel son una familia de New Brighton (Inglaterra) que descubrió, sin saberlo en un primer momento, una gran cantidad de percebes mientras pasaban un fin de semana en una playa al norte de Gales. La familia, tras encontrarlos y pensar que eran "algo de otro mundo", descubrió lo caros que son y cómo se llamaban tras hacer una búsqueda en internet.
Martyn Green, su esposa Gemma y su hijo Daniel son una familia de New Brighton (Inglaterra) que descubrió, sin saberlo en un primer momento, una gran cantidad de percebes mientras pasaban un fin de semana en una playa al norte de Gales. La familia, tras encontrarlos y pensar que eran "algo de otro mundo", descubrió lo caros que son y cómo se llamaban tras hacer una búsqueda en internet.
Martyn Green, su esposa Gemma y su hijo Daniel son una familia de New Brighton (Inglaterra) que descubrió, sin saberlo en un primer momento, una gran cantidad de percebes mientras pasaban un fin de semana en una playa al norte de Gales. La familia, tras encontrarlos y pensar que eran "algo de otro mundo", descubrió lo caros que son y cómo se llamaban tras hacer una búsqueda en internet.

Martyn Green, su esposa Gemma y su hijo Daniel son una familia de New Brighton (Inglaterra) que descubrió, sin saberlo en un primer momento, una gran cantidad de percebes mientras pasaban un fin de semana en una playa al norte de Gales.

La familia estaba paseando por la orilla cuando la mujer vio los crustáceos pegados a un trozo de madera. "Fuimos a echar un vistazo y parecía algo que no era de este mundo", dijo el padre.

"Atrajo las miradas de los allí presentes", añadió. Entonces, Daniel sacó su móvil y buscó en Google y la cara les cambió cuando descubrieron que en realidad eran percebes, un manjar muy cotizado en España y Portugal.

"Resulta que son una de las criaturas marinas más caras que se pueden comprar. En Google creo que ponía que valían unas 25 libras cada uno (unos 27 euros), y en el tronco había probablemente unos 2.000", declaró. Por lo tanto, de ser cierto, la familia habría encontrado un grupo de percebes por valor de unos 54.000 euros.

Martyn Green aseguró a los medios locales que no revelaría la localización exacta en la que los encontraron para evitar que los oportunistas acudan en masa para destruirla.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento