Xavi Hernández intenta controlar el balón
Xavi Hernández intenta controlar el balón ante Emre. Kerim Okten / REUTERS

España se impuso por casta y persistencia en Turquía (1-2), después de consumar la remontada en la segunda parte tras el tanto inicial de Senturk en el minuto 26, e iguala el récord de Javier Clemente al acumular 31 partidos consecutivos sin conocer la derrota (28 victorias y 3 empates entre Aragonés y Del Bosque).

Pese al triunfo, España no dio buena imagen en el infierno de Ali Sami Yen, algo que no es casualidad tras las malas sensaciones experimentadas en el Santiago Bernabéu (1-0) al jugar con más reparo ante un equipo que no deja construir cómodamente y que ha dado con el punto débil de España: Insistir por el centro.

Del Bosque alineó a Senna, Xabi Alonso y Xavi en el centro del campo y España se atascó

Del Bosque, que consiguió este miércoles su novena victoria consecutiva (iguala el récord absoluto del seleccionador brasileño Joao Saldanha), alineó a Senna, Xabi Alonso y Xavi de inicio en el medio campo y, así, la selección se atascó. Sin la creatividad de Iniesta y con Villa en la grada por precaución, el salmantino introdujo a Marchena junto a Piqué y a Riera y Silva por las bandas (sólo el catalán estuvo vivo), aunque las indecisiones reinaron en el equipo.

Pese al juego espeso y a la presión en el centro del campo de los turcos, con Emre y Mehmet Aurelio ejerciendo de muro de contención, España disfrutó de la ocasión más clara de los primeros 20 minutos, con un disparo de Riera desde fuera del área que Demirel envió a córner. Eso fue todo, un disparo del jugador español más desequilibrante y dos avisos leves de un Torres desmotivado.

Además, la línea defensiva perdió la solidez de otras noches y Marchena vivió en primera persona la persistencia otomana con un Tuncay muy incisivo. Fruto de uno de esos descuidos llegaría el tanto de Turquía, cuando el propio Tuncay le ganó la espalda al central del Valencia en posible fuera de juego y le brindó el tanto a Senturk con Casillas ya vendido (1-0, mín 26). El gol provocó el cerrojazo de Turquía y la desesperación de los de Del Bosque.

Penalti, récord y cambio de papeles

Tras el descanso no mejoraron las cosas. Turquía tomó las riendas del juego, llevó el peligro hasta en tres ocasiones sobre la meta de Casillas y el combinado español sólo podía resignarse con ataques a la contra.

Ahora sí, Torres tomó algo de protagonismo en el juego largo y precipitado de España y, de un disparo suyo en un barullo en el área turca, llegaría el penalti del empate (Uzulmez paró el balón con la mano en el minuto 60). Xabi Alonso, hoy gris en el control del juego español, no tembló para batir a Demirel y lograr merecidamente la igualada, pese a las malas formas.

Güiza, que sustituyó a Torres, asistió en el gol de Riera

Esta vez sí, Turquía perdió la compostura y España pudo generar más ocasiones, gracias en parte al cansancio acumulado por los otomanos y a la entrada de Cazorla y Güiza. De hecho, sería el delantero jerezano el que realizaría la jugada del partido, al desbordar por la banda derecha y asistir a Riera el gol de la victoria con el tiempo ya cumplido.

El resultado, lo mejor del choque (es la primera vez que la selección gana en Turquía) junto con el debut de Busquets, deja a España con pie y medio en el Mundial de Sudáfrica 2010 al encabezar en solitario el grupo 5 con 18 puntos.

Ficha técnica

1 - Turquía: Volkan Demirel; Gokhan Gonul, Emre Asik, Balta, Ibrahim Uzulmez; Tuncay Sanli, Mehmet Aurelio, Emre Belozoglu, Arda Turan (Sahin, m.88); Nihat ( Karadeniz, m.77) y Senturk (Sarioglu, m.80).

2 - España: Iker Casillas; Sergio Ramos, Marchena, Piqué, Capdevila; Silva (Busquets, m.74), Senna (Cazorla, m.67), Xabi Alonso, Xavi, Riera; y Fernando Torres (Güiza, m.85).

Goles: 1-0, m.26: Senturk a puerta vacía. 1-1, m.63: Xabi Alonso de penalti. 1-2, m.92: Riera a placer a pase de Guiza.

Árbitro: Michael Riley (ING). Mostró cartulinas amarillas a Uzulmez (36), Asik (41), Senturk (55) y Emre (89) por Turquía, y a Xavi (45) y Sergio Ramos (64) por España.

Incidencias: Partido del grupo 5 de la fase de clasificación para el Mundial de Sudáfrica 2010 disputado en el estadio Ali Sami Yen con la presencia de 23.000 aficionados, de ellos 200 españoles. Se guardó un respetuoso minuto de silencio por los aficionados fallecidos en el encuentro de fútbol entre Costa de Marfil y Malawi por una avalancha humana.