Morientes, España
El delantero de la selección española de fútbol Fernando Morientes. (Efe) EFE/Zipi

Fernando Morientes o Fernando Torres, ¿cuál de los dos acompañará a Villa en el ataque de España? Esa es la duda que se plantea el seleccionador nacional Luis Aragonés para el partido del próximo sábado en el Santiago Bernabéu contra Dinamarca (te lo contamos en directo, a partir de las 22:00).

La primera idea de Luis Aragonés era apostar por Morientes junto a Villa, pero los últimos entrenamientos no lo han dejado claro; incluso ambos jugadores ocuparon el jueves la delantera del equipo de los suplentes.

La duda del técnico volvió a surgir por las molestias del valencianistaen el entrenamiento del miércoles, de las que está perfectamente recuperado, e incluso marcó un gol en el partidillo del jueves.

Villa y Torres dan unas cosas y yo otras. La responsabilidad será del seleccionador.

La responsabilidad, del seleccionador

Morientes reconoció que Aragonés no le ha comunicado su titularidad, y aseguró: "Villa y Torres dan unas cosas y yo otras. La responsabilidad será suya. Estoy convencido de que salga el que salga lo hará bien aunque cada uno tiene su forma de jugar".

"Este tipo de partidos son los que ilusionan a todos los jugadores. Todos deseamos llegar en plenas condiciones al partido. Ayer no hice una parte del trabajo por sensaciones, lo importante está el sábado y espero llegar al cien por cien", agregó el ariete del Valencia.

La otra opción es Fernando Torres. El rojiblanco ha contado con la confianza de Aragonés en la mayoría de los partidos de la selección, aunque en el último, el amistoso contra Inglaterra, empezó el partido en el banquillo y salió por Morientes en la segunda parte.

El resto decidido

Los diez jugadores que están confirmados como titulares son Iker Casillas en la portería, Ángel, Javi Navarro, Marchena, Capdevilla en línea defensiva, centro del campo con Albelda, Xavi, Iniesta y Silva más Villa.

A Olsen le vale el empate

El seleccionador nacional de Dinamarca, Morten Olsen, afirmó que no daría por malo un empate el próximo sábado pero que planteará el partido para conseguir la victoria.

Olsen añadió que los futbolistas y técnicos de la selección están "muy ilusionados por jugar en el Bernabéu, uno de los mejores estadios de mundo y con un gran ambiente, en el que también participarán unos cinco mil daneses".