Carlos Sainz
Carlos Sainz, antes de tomar la salida de la última etapa del Dakar 2019. EFE

Carlos Sainz despidió el rally Dakar más complicado de los que ha disputado y completado con la victoria en la última etapa de la edición 2019, entre Pisco y Lima, de poco más de 110 kilómetros de especial cronometrada. El madrileño, que ha tenido mil y un problemas hasta los últimos instantes, cerró así una participación en la que no pudo pelear por la victoria final, pero en la que demostró un pundonor digno de su estatus de leyenda del automovilismo al negarse a abandonar.

El que le sucede en el palmarés es Nasser Al Attiyah. El qatarí levantó en la meta de la capital peruana su tercer trofeo touareg, después de los logrados en 2011 y 2015, algo que ya había dejado muy atado en la etapa previa. Nani Roma se tuvo que conformar con la plata de este Dakar, pero acabar en segunda posición mejora sobradamente los resultados de los cuatro años anteriores (dos abandonos, un cuarto y un sexto puestos finales).

El resto de españoles acabaron fuera del 'top 10'. Sainz, pese a haber perdido más de nueve horas en el cómputo global, acaba en 13ª posición, con Isidre Esteve 21º, Cristina Gutiérrez 26ª, Óscar Fuertes 32º, Xavi Foj 36º, Dani Sola 39º y Joan Font 40º.

Si la emoción en coches se acabó mucho antes de tomar la salida este jueves, en motos se vieron obligados a luchar los grandes favoritos hasta el final. Toby Price, Pablo Quintanilla y Matthias Walkner comenzaron la última especial del Dakar con opciones de victoria, con el australiano con sólo un minuto de ventaja sobre el chileno. La presión por intentar remontar le pudo al piloto de Husqvarna le pudo, que sufrió una aparatosa caída nada más comenzar el día, y no sólo dio al traste con sus opciones de victoria, sino que además le sacaron del podio.

De esta manera, KTM consuma un año más su dominio en la categoría de las dos ruedas, y gracias a la segunda victoria de Price (ya conquistó el Dakar en 2016), acumula 18 ediciones consecutivas llevándose el trofeo 'touareg' a casa. A destacar la actuación de los españoles Oriol Mena, que por segundo año consecutivo acaba entre los diez primeros gracias al 9º puesto, y Laia Sanz, que pese a llegar con serios problemas físicos y pasar una infección estomacal severa la primera semana de competición, acaba 11ª y confirma su segundo mejor Dakar.

En la categoría Side by Side (SxS), Gerard Farrés no pudo consumar la heroicidad de levantarle a su viejo rival Francisco 'Chaleco' López la victoria y acabó también segundo en la general, en su primera participación en cuatro ruedas.

Aunque no ocupa el lugar de honor en su vehículo, un español también estuvo presente en el podio final de la categoría de camiones. El catalán Moi Torrallardona, navegante del Iveco de Gerard de Rooy, acabó en tercera posición, tras los imbatibles Kamaz de Nikolaev (que gana su quinto Dakar) y Sotnikov.