Nadal
El tenista español Rafa Nadal reacciona al ganar un tanto. EFE

El tenista español Rafa Nadal ha salido al paso de las informaciones que cuestionaban este jueves la residencia temporal de sus empresas en el País Vasco, en relación con un posible fraude fiscal, asegurando que "desde el inicio de su carrera ha tenido residencia fiscal en Baleares, como persona física".

Varios medios de comunicación se hacían eco de una posible investigación puesta en marcha por la Diputación Foral de Guipuzcoa, gobernada por Bildu, sobre el grupo de sociedades que Nadal domicilió en un periodo de cuatro años, entre 2006 y 2010.

Primeran, diario que ha destapado la información, asegura que el tenista mallorquín obtuvo beneficios fiscales a la hora de declarar los cerca de 47 millones de euros facturados, en esos cuatro años, por los que pagó algo más de 11.000 euros en concepto de Impuesto de Sociedades.

El comunicado de Rafa Nadal indica que, "tras un período en el que su domicilio social estuvo en territorio vasco, trasladaron su domicilio a Baleares, no habiéndose beneficiado como consecuencia de este traslado de lo previsto por el régimen fiscal anterior", añade.

Habría tributado 11.000 euros por 47 millones de beneficioLa nota se refiere a las empresas relacionadas con él "cuyo ámbito es también internacional", dice la nota, y que han sido mencionadas "en algunos medios de comunicación".

Las ventajas fiscales obtenidas por las empresas ASPEMIR, DEBAMINA y GORAMENDI S.XXI, tal y como indica el diario Primeran, responderían al régimen  de Sociedades de Promoción de Empresas (SPE) en el País Vasco, una fórmula empresarial única en España que responde a exenciones a los créditos participativos para fomentar la inversión y la creación de empresas.

"Las sociedades mencionadas y el propio tenista se hallan al corriente de pago de todas las obligaciones tributarias", añade la nota.

En la misma línea, el representante de Rafa Nadal, Carlos Costa, ha añadido que el tenista, "desde el inicio de su carrera, siempre quiso mantener su residencia en España y así ha sido, reafirmando con ello su compromiso como español, tanto dentro como fuera de las pistas".