Paul Pogba, con la camiseta del Manchester United.
Paul Pogba, con la camiseta del Manchester United. EFE

El cierre del mercado de fichajes de la Premier League redujo considerablemente las opciones del Real Madrid de acometer la compra de Paul Pogba, petición expresa de Zinedine Zidane, ya que el Manchester United no podría contratar a ningún recambio para suplirle.

No obstante, el jugador rompió su equipo tras la goleada de su equipo frente al Chelsea en la primera jornada del campeonato inglés, en la que repartió dos asistencias, y no quiso despejar las dudas sobre su futuro.

"Ha habido palabras. El futuro dirá. Siempre nos mantenemos en ese signo de interrogación. Estoy en Manchester, me estoy divirtiendo con mis compañeros de equipo, quiero ganar partidos...", reconoció en zona mixta.

Pogba también aseguró que dará el máximo por los ‘Red Devils’, aunque no quiso cerrar la puerta a su posible marcha al Real Madrid.