Miguel Cardenal: "La Federación Española de Fútbol tiene que dejar que se auditen las cuentas"

El presidente del Consejo Superior de Deportes, Miguel Cardenal, durante su presencia en un acto de índole deportiva en FITUR 2015.
El presidente del Consejo Superior de Deportes, Miguel Cardenal, durante su presencia en un acto de índole deportiva en FITUR 2015.
SERGIO BARRENECHEA / EFE

El presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), Miguel Cardenal, opinó sobre la petición de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) contra su persona para ser destituido de los cargos que ocupa en las comisiones o áreas de trabajo de la UEFA y aseguró que "lo que tiene que hacer" Ángel María Villar es "dejar que se auditen las cuentas" del organismo que preside.

"No estoy a la gresca con absolutamente nadie ni tengo ningún problema con nadie, pero estoy a favor de cumplir las normas, empezando por la Ley del Deporte, que me exige auditar la cuentas y controlar el uso del dinero público y el empleo por parte de las entidades a las que el Consejo Superior de Deportes se lo traslada", dijo Cardenal. El secretario de Estado para el Deporte aseguró que "la RFEF tiene que dejar que los auditores, que no son del CSD, sino de una empresa externa que audita a empresas del IBEX 35, audite sus cuentas". "Es decir, son independientes para hacer su función como hacen con tantas otras", indicó.

"El único problema, entre comillas, es que tengo la obligación de auditar las cuentas de la RFEF y controlar el empleo de ese dinero, que obliga la Ley, porque es una garantía que el Gobierno tiene que ofrecer a los ciudadanos. Lo que tiene que hacer la RFEF es dejar que esas cuentas se auditen y no encerrarse en la creación de conflictos que no tienen ninguna base. El caso está acabado. No tengo nada más que decir", añadió.

La RFEF desveló el miércoles que ha decido enviar un escrito de información a la FIFA para comunicar su "queja más severa por la intromisión ilegítima del Consejo Superior de Deportes en materias reservadas al fútbol español". "No me siento capacitado para interpretar qué pasa por su cabeza cuando se habla de injerencias. Yo solo digo que mis únicas reivindicaciones o lo que reiteramos es que cumplan con la ley española, que el dinero público que han recibido permitan que se audite y que el empleo de la RFEF se sujete a lo que dicte la legislación española", confesó.

Cardenal negó que esta petición de la RFEF se deba a cuestiones personales por parte de Ángel María Villar. "No creo que sea problema de relaciones personales. Es una falsa polémica. No aplico la Ley a la gente dependiendo de lo simpáticos o no que me caigan. La aplico a todos igual, sea la RFEF o sea otra federación, sea su presidente Ángel María Villar, al que puedo conocer de hace más o menos tiempo, u otro. Es una cosa que tiene que entender él. No es cuestión de tener una mejor relación. Todas y cada una de las personas y federaciones son iguales y voy a cumplir la ley", apuntó.

Sobre la petición de la RFEF para la UEFA Cardenal, además, indicó: "Va a ser fácil darle gusto al señor Villar porque no estoy en la comisión de la UEFA ni he estado nunca. He sido invitado en dos ocasiones a un grupo de trabajo que tiene que ver con la integridad en el fútbol, con el amaño de partidos. A una reunión pude acudir, pero a otra por agenda no. No tengo ninguna relación con ninguna comisión de la UEFA".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento