Schuster y Robinho
La lesión de Robinho ha mermado el rendimiento del equipo. (Reuters)
Los últimos resultados y l as cifras lo dicen, el Madrid está en crisis o camino de ella:
tres derrotas en los últimos tres partidos, seis en lo que va de año, nueve puntos de ventaja reducidos a dos... Pese a todo eso, el equipo intenta dar una imagen de tranquilidad. "No hay crisis", dijo ayer Cannavaro.

"Hemos tenido mala suerte, por las bajas de Robinho y Pepe", señalaba ayer un directivo del equipo a 20 minutos como causa del mal momento. No son los únicos factores.

Exceso de confianza: Ante el Almería, el Madrid se creyó superior y perdió; ante el Roma y el Betis empezó marcando y terminó cayendo. Y ante el Getafe celebró un gol anulado y luego... ya se sabe.

Van Nistelrooy no moja: El holandés no marca desde el 20 de enero y su equipo lo ha notado en exceso.

Guti, muy solo: "Es el único que juega y hace jugar al equipo", aporta Antic, ex técnico de los blancos.

Sin Robinho, huérfanos: Desde que el brasileño se lesionó, ante el Valladolid, el día del 7-0, el Real Madrid ha perdido tres partidos consecutivos.

Febrero negro: Hablan las cifras. En enero, el Madrid ganó cinco partidos y perdió dos (12 goles a favor y 5 en contra); en febrero, cuatro derrotas y sólo una victoria (9 tantos marcó y 7 encajó).