Benzema
Karim Benzema, en una imagen de archivo. GTRES

Karim Benzema está en el punto de mira por su poco acierto goleador de esta temporada. Sin embargo, él está tranquilo y satisfecho por su aportación al equipo y así lo asegura en una reciente entrevista concedida a Vanity Fair.

"Yo juego al fútbol. Para ayudar a mis compañeros siempre y para ganarlo todo. Me da igual que mi nombre esté siempre en los periódicos, eso no significada nada", explica el delantero a modo de declaración de intenciones.

En la citada entrevista, el jugador insiste en que sus hábitos no se salen de lo habitual, que apenas sale para cenar sushi en algún restaurante de la capital y que va de "Valdebebas a casa y de casa a Valdebebas". Un hombre familiar que odia las pretemporadas porque le cuesta "estar tres semanas sin ver" a su mujer y sus hijas.

"Ahora resulta que somos malos"

Benzema recuerda que el tridente que forma junto a Bale y Cristiano Ronaldo fue definido como la delantera más rápida del mundo "y ahora resulta que somos malos", dice.

En la presente temporada la 'BBC' ha sido nuevamente cuestionada por el poco acierto de cara al gol de Benzema y las lesiones y la falta de adatación de Gareth Bale.

"Lo que no me gusta es que me ataquen cuando juego bien, aunque no marque. Yo juego para esa gente que sé que valora lo que hago en el campo. Los que van al estadio a pitar, pitan. No voy a cambiarlos", comenta tajante.

Florentino, uno más de la familia

El delantero madridista ensalza la figura de Florentino Pérez a quien agradece que, hace ya diez años, fuera a buscarle al suburbio de Lyon en el que residía tras convertirse en el máximo goleador de la liga francesa: "Fue un sueño encontrarme con un hombre como él. Tranquilo y muy simpático. Me preguntó si quería jugar en el Madrid y yo le contesté que sí. Le di mi palabra".

Con el escándalo Valbuena, por el que pasó una noche en prisión y debido al cual está apartado de la selección, Benzema confiesa que el presidente del Real Madrid estuvo a su lado todo el tiempo: "Yo volví a Madrid muy triste y él me esperó en Valdebebas y me dio todo su cariño".

¿Por qué no canta el himno francés?

Cuando Karim era un pilar básico del ataque de la selección francesa, sorprendía su negativa a cantar el himno, él mismo explica por qué:

"Si escuchamos bien, La Marsellesa llama a hacer la guerra. A mí eso no me gusta", cuenta.