Los problemas en la venta de entradas para los Juegos Olímpicos de agosto en Pekín continúan pues, finalizada la segunda fase de oferta a través de Internet, el 75% de los billetes no fueron adquiridos, pese a la gran afluencia de solicitudes, informó este lunes el Comité Organizador de Pekín 2008 (BOCOG).

Muchas finales de deportes populares entre los chinos fueron muy demandadas

Según fuentes del BOCOG, citadas por el estatal China Daily, en la segunda fase se vendieron 450.000 entradas, sólo la cuarta parte de las ofrecidas, pese a que hubo 700.000 solicitantes (cada uno podía pedir más de un billete) y muchas tuvieron que ser sorteadas entre varios demandantes.

Muchas finales de deportes populares entre los chinos fueron muy demandadas, mientras que otras competiciones apenas despertaron interés, lo que explica que siga habiendo entradas sin vender pese a los muchos solicitantes. La demanda ha sido "extremadamente grande, pero demasiado centralizada en ciertos acontecimientos", señaló un responsable del BOCOG.

Todos quieren ver, por ejemplo, la final de los 110 metros vallas, en la que esperan ver ganar al atleta local Liu Xiang (oro en Atenas y plusmarquista mundial), o las competiciones de tenis de mesa y bádminton, en las que China es favorita.

En esta segunda fase se pusieron en venta 1,8 millones de entradas para los Juegos, que se celebrarán del 8 al 24 de agosto, además de 47.000 billetes para las ceremonias de inauguración y clausura de los Juegos Paralímpicos, en septiembre. En la primera fase, celebrada en el verano de 2007, se entregaron 1,5 millones de entradas, también a través de Internet y por sorteo.