Griezmann, con la Copa del Mundo conquistada por Francia.
Griezmann, con la Copa del Mundo conquistada por Francia. EFE

Antoine Griezmann, jugador del Atlético de Madrid, no dudó en reconocer que sueña con levantar el Balón de Oro el próximo mes de enero y explicó que es el trofeo "más prestigioso" a nivel personal, algo que le permitiría desquitarse de no haber sido nominado en la votación de otro premio: el The Best.

"Sueño con el Balón de Oro, no tengo miedo a decirlo, también sueño con la Champions, con el Mundial (aunque ya lo tenga), con tener tres hijos... son sueños que te dan motivación cuando te despiertas por la mañana y hay que conseguir", indicó en declaraciones a la ESPN.

"Es el premio más prestigioso a nivel personal, pero yo soy un jugador que piensa más en el colectivo que individualmente. Ganarlo sería algo muy bonito para mí por todo lo que he pasado en mi vida, sobre todo de separarme de mi familia de los 3 a los 18 años. Fueron momentos difíciles, y sólo por eso solo sería algo increíble para mis padres, mis hermanos y para mí", admitió.

El ariete colchonero, que se proclamó campeón del mundo en Rusia además de conquistar la Europa League con su club, es consciente de la dificultad de llegar a lo más alto en el mundo del fútbol. "Yo me iba a quedar en el camino, tuve que pasar por 10 clubes para tener una oportunidad y ser profesional. Tuve que irme a 100 kilómetros de mi casa", espetó.

Por último, Griezmann fue preguntado por el premio The Best, al que no estuvo siquiera nominado. "No es que sólo fuese por mí, sino que tampoco algún hubo otro francés. No lo he entendido, pero tampoco he querido darle más vueltas. Fue sorprendente que no hubiese ningún campeón del mundo", sentenció el '7' del Atleti.