Para el entrenador del Barcelona, Frank Rijkaard, el partido de mañana ante el Mallorca tiene una lectura especial: sin Ronaldinho, su principal estrella, que no jugará porque se somete a un plan físico especial, el técnico cree que "será interesante" ver "cómo reaccionar el equipo" sin el brasileño.

La figura de Ronaldinho monopolizó la rueda de prensa previa al encuentro ante el Mallorca. Rijkaard insistió en que su jugador estrella ha estado enfermo (una amigdalitis tratada con antibióticos que le dejó sin fuerza) y que "el cuerpo" del brasileño tiene "un límite", después de la "complicada temporada" que ha tenido que afrontar.

"Ronaldinho ha estado enfermo. Fue una cosa seria, le ha quitado muchísima fuerza. Ha jugado muchos partidos, ha tenido pocas vacaciones y se ha entrenado un poquito menos. Con todas estas cosas juntas, primero tiene que recuperarse de su enfermedad y después seguir un programa especial", insistió.

Ronaldinho ha estado enfermo. Fue una cosa seria, le ha quitado muchísima fuerza

Cree Rijkaard que todos los comentarios que se vierten sobre la baja de Ronaldinho y su ausencia en las sesiones de entrenamiento no afectan al equipo.

"Ronaldinho es un jugador muy importante para nosotros, con un rendimiento muy alto. Será un partido interesante, por ver cómo reaccionará el equipo sin Ronaldinho. No entrarán en el campo esperando que él resuelva el partido, porque él no estará con nosotros. Será interesante ver cómo el equipo es capaz de reaccionar", insistió.

Defiende al brasileño

Rijkaard defendió que el brasileño no se entrene los mismos días que el resto de la plantilla . "La temporada pasada fue muy larga. Acabó la temporada aquí y empezó la preparación para el Mundial. Estas son cosas para un deportista de nivel muy alto, puede ser demasiado. No fue sólo el Mundial, sino nuestra pretemporada, algo que después intentamos gestionar", indicó.

Además insistió el holandés en que "la enfermedad ha sido algo serio" y por eso se ha diseñado un plan específico, "pensando en la persona y en el deportista". Lo que no quedó claro es por qué el club no informó a tiempo sobre la situación del jugador: "No sé porqué los médicos no han informado antes. Tomaron su tiempo para valorar lo que tenía", indicó.

Autocrítica

Además, Frank Rijkaard, cree que "la autocrítica es la forma que (los servicios técnicos) tienen de funcionar", en referencia a unas declaraciones de su ayudante, Eusebio Sacristán, en las que se cuestionaba la posibilidad de modificar la fórmula de gestión del vestuario.

Eusebio admitió que los técnicos del Barcelona estaban "en un punto de inflexión en el que", dijo, "quizás debamos reflexionar" y recordó que hasta ahora los técnicos habían dado libertad para que cada uno de los jugadores asuman sus responsabilidades "y ha funcionado".

Lo que dijo Eusebio es para saber lo que necesitamos

Esas declaraciones no fueron del agrado de Juliano Belletti y de Ludovic Giuly, quienes pidieron a Eusebio que este tipo de comentarios los circunscribiera únicamente al ámbito del vestuario .

Hoy Rijkaard explicó que "nunca" había tenido la sensación de que se le estaba yendo de las manos el poder que tiene sobre el vestuario. "Estamos trabajando, hemos tenido suerte con una buena plantilla. Se ha demostrado mucho compañerismo y son cosas que no me preocupan. Cuando pasa algo hay que solucionarlo y no crear más problemas", argumentó.

No cree el entrenador que las declaraciones de Belletti y Giuly "hayan causado daño" en el vestuario. "Como entrenadores siempre hablamos de cosas que se pueden mejorar. Lo que dijo Eusebio es para saber lo que necesitamos. Cada semana tenemos una reunión, hablamos de todas las cosas. No hay ni un problema, estamos trabajando muy bien. Lo que ha dicho Eusebio es autocrítica, decir que no estamos en un buen momento y buscar el lado positivo", dijo.

Rijkaard considera que "la autocrítica no es algo que hace daño a los demás", sino "la forma que tenemos de funcionar". Insistió en que con estas declaraciones "no estamos buscando culpables, sino trabajar juntos".

En todo caso defendió a su equipo. "Está unido y comprometido tal y como han trabajado esta semana", comentó el entrenador del Barcelona, quien calificó como "interesante" la presión que puede ejercer el Real Madrid hoy, ya que se pondría por delante del Barça si es capaz de ganar en el campo del Racing de Santander .

Enlaces