Fan del Newcastle
Un fan del Newcastle viajó 170 km para burlarse de un amigo del Everton tras ganar 3-2. Twitter.com @DJ__NUFC

En Inglaterra entienden el fútbol de una manera muy distinta a la del resto de países. Es una de las características propias de la idiosincrasia del país donde se inventó este deporte: los hinchas de cada equipo lo son hasta límites insospechados.

También de esa manera entienden la rivalidad entre equipos, y el último ejemplo lo han puesto dos aficionados del Newcastle y el Everton. Dave es de las 'urracas' de toda la vida y en la última jornada de la Premier vivió una victoria épica de su equipo: del 0-2 por el que iban perdiendo en el minuto 65, pasaron a ver el 3-2 en el marcador final.

La alegría fue tal que no se olvidó de un buen amigo suyo, fan del Everton, que se encontraba a unos 170 kilómetros. Pese a que le llamó y le escribió para regodearse, no obtuvo respuesta. Así que decidió coger el coche e ir a su casa. El vídeo lo compartió él mismo: tras llamar a la puerta y ver a su amigo, simplemente le recordó el marcador y empezó a reirse: "3-2 jajajajaja". A continuación, se dio la vuelta y se fue a su coche para emprender el camino de regreso.