Corría el minuto 87 en el Santiago Bernabéu cuando, con empate a 2 y con el Madrid roto por la expulsión de Pepe, Casquero tenía la oportunidad de poner punto y final al sueño blanco por la Liga.

No fue así. Tiró el penalti a lo Panenka. Iker detuvo. Quedaban sólo dos minutos, pero la cara de Casquero hacía intuir lo que les podía venir encima a los getafenses. Y les vino. Poco después, Higuaín culminó la remontada. 3-2 y el Madrid, no se sabe cómo, aún vivo en la Liga.

Víctor no lo entiende

Víctor Muñoz, entrenador del Getafe, afirmó que si él hubiera sido el encargado de tirar el penalti que falló Javier Casquero al estilo Panenka al final del duelo contra el Real Madrid, lo habría hecho "a romper".

"Yo lo hubiera tirado a romper, es mi estilo. No sé porqué lo tiró así, yo no estoy dentro de Casquero para saber porqué tomó esa decisión, pues normalmente los tira de otra manera. Ahora hay que recuperar al jugador pues lo está pasando muy mal, es muy duro para él", comentó sobre la pena máxima que pudo suponer el 2-3 y la victoria para el Getafe.