Alex Danson, capitana de la selección de Gran Bretaña de hockey
Danson, tras un partido del Campeonato del Mundo de 2018. Twitter @AlexDanson15

La capitana de Gran Bretaña de hockey, Alex Danson, ha desvelado el calvario que vive desde que se dió un golpe en la cabeza en las vacaciones de 2018. La campeona olímpica en Río 2016 sufrió una conmoción cerebral tras golpearse contra un asiento de hormigón

Danson relata en sus redes sociales que “hace seis meses, mientras estaba de vacaciones, me golpeé la cabeza. Inmediatamente supe que algo no iba bien. Seis semanas más tarde, me llevaron al hospital con la sospecha de que podía tener una hemorragia porque sufría convulsiones".

La jugadora de 33 años confiesa que “ha sido la experiencia más dura que he vivido”, ya que “cuando salí del hospital, caminar al baño era casi imposible y lo más que podía hacer”.

El proceso de recuperación está siendo largo y tortuoso: “Estuve en la cama las 24 horas del día durante semanas y semanas. No podía tolerar la luz, el sonido o que la gente me hablara”. Y destaca que “mi memoria, concentración y capacidad para leer o mirar pantallas eran cero".

Se siente satisfecha de sus progresos, aunque reconoce que le queda mucho camino por recorrer: "Ahora puedo caminar durante casi 30 minutos, puedo mantener una conversación y recordar cómo hervir un huevo. Sigo teniendo dolores de cabeza y me siento mareada la mayoría de los días.

Más allá “del trauma físico”, lo que más lamenta es “la pérdida de mi identidad”, ya que le cuesta asimilar que “de pasar de dirigir a mi país, aspirar a clasificarse para los Juegos Olímpicos de Tokio” ahora se debe centrar en “intentar pasar un día".