Prieto
Prieto lanza a portería tras quedarse sin oposición (EFE). EFE
La selección española de balonmano demostró que en balonmano tiene escaso rival en la futbolística Brasil que tan sólo aguantó el primer cuarto de hora de encuentro para después dejar el camino despejado al equipo de Juan Carlos Pastor, que no tuvo piedad para derrotarla por 41-19.

Si el combinado brasileño había mostrado una imagen convincente en la primera jornada ante Rusia, frente a los anfitriones dejó bien claro que, hoy por hoy, su nivel está a años luz de las grandes potencias si éstas se toman medianamente en serio el compromiso.

Fue lo que ocurrió con España tras un primer cuarto de partido un tanto contemporizador que incluso hizo emplearse a David Barrufet para contener a una alegre Brasil que, en cuanto encontró la necesaria solidez defensiva, se acabó estrellando en su propia incapacidad y falta de recursos.

Un parcial de 6-0 con una sucesión de contragolpes abrió la primera brecha importante para llegar al descanso con un 20-12 preludio de la posterior exhibición que dejó a los brasileños entrenados por el catalán Jordi Ribera en tan solo tres goles -uno de penalti- en los primeros 18 minutos de la reanudación.

Al final España se quedó a tan solo un gol de la que fue su máxima renta, 39-16, minuto 54 y firmó una actuación más convincente con gran acierto para Demetrio Lozano, Raúl Entrerríos y Víctor Tomás.

La nota amarga del día, la lesión de Salva Puig, que sufrió una rotura de abductor en el partido ante Polonia y no podrá estar presente en el Mundial de Alemania.

Ficha técnica:

41 - España (20+21): Barrufet; Juanín (3), Raúl Entrerríos (5), Prieto (2), Iker Romero (5, 3 penalti), Lozano (8, 2 p), García Parrondo (3), -siete inicial-, Garabaya (1), Alberto Entrerríos (1), Tomás (6, 1 p), Davis (-), Chema Rodríguez (2), Garralda (4), Juancho Pérez (-), Uríos (1), Hombrados (ps).

19 - Brasil (12+7): Santos; Pacheco (3), Pizzinatto (1), Ribeiro (-), Cardoso (-), Rui (1), Santana (1), -siete inicial-, Silva (2), Bortolini (3, 1 penalti), Folhas (-), Costa (1), Vanini (2), Justino (3), Vasconcelos (ps), Oliveira (2).

Marcador cada cinco minutos: 3-2, 6-4, 8-6, 12-7, 16-9, 20-12 (descanso), 24-14, 28-15, 31-15, 35-16, 39-18, 41-19 (final).

Árbitros: Abrahamsen y Cristiansen (Noruega). Excluyeron por dos minutos a Juancho Pérez, Raúl Entrerríos, Chema Rodríguez, Prieto y Davis por España y a Bortolini, Costa, Silva, Ribeiro y Rui por Brasil.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la segunda jornada del XXXII Torneo Internacional de España-VI Memorial Domingo Bárcenas disputado en el palacio municipal de deportes de León ante unos 1.500 espectadores.