Seis aficionados belgas del Anderlecht fueron detenidos en la capital malagueña en la madrugada anterior al encuentro que jugó este martes su equipo frente al Málaga en la Liga de Campeones, y otros cinco hinchas fueron detenidos en el interior del estadio de La Rosaleda durante el descanso del partido.

Durante la intervención policial en el estadio, ocho agentes del Cuerpo Nacional de Policía resultaron agredidos, ha informado la Comisaría provincial de Málaga en un comunicado.

Aficionados del Anderlecht lanzaron objeros al público de La Rosaleda

La primera actuación policial se registró en el centro de la ciudad, alrededor de las 5.30 horas de este lunes, cuando fueron requeridos los servicios de la Policía Local porque un grupo de aficionados del equipo belga estaban ocasionando daños en el mobiliario urbano.

Concretamente, rompieron varios paneles publicitarios, arrancaron las plantas de los maceteros instalados en la vía pública y volcaron los mismos, rompieron varias papeleras y también volcaron una motocicleta.

Los agentes de la Policía Local lograron localizar y detener a seis hinchas del Anderlecht, que fueron trasladados a la Comisaría provincial de Policía para la tramitación de las diligencias correspondientes.

Durante el descanso del partido, agentes del Cuerpo Nacional de Policía intervinieron ante la actuación de un grupo de aficionados belgas, que lanzaron botellas, mecheros y otros efectos y produjeron daños en el estadio.

En esta intervención resultaron heridos leves ocho policías, y a los cinco detenidos se les imputaron los delitos de atentado a agentes de la autoridad y daños en instalaciones deportivas.